Miles de manifestantes exigen al Govern que defienda la inmersión lingüística

Sindicatos educativos han cifrado en un 40% el seguimiento de la huelga en Cataluña.
Manifestantes este miércoles forman parte de la huelga estudiantil y docente contra la sentencia del 25% de castellano en las aulas catalanas.
Manifestantes este miércoles forman parte de la huelga estudiantil y docente contra la sentencia del 25% de castellano en las aulas catalanas.
Gloria Sanchez/Europa Press via Getty Images

Miles de personas (7.500 según la Guardia Urbana y entre 10.000 y 15.000 según el sindicato Ustec) se han manifestando en Barcelona para exigir al Govern que proteja la inmersión lingüística ante “agresiones”, como la sentencia que obliga a impartir el 25 % de las materias en castellano.

Los manifestantes, que han coreado consignas como “Por la lengua, por la tierra, Cataluña en pie de guerra”, han iniciado el recorrido sobre las 12.45 horas en la plaza Urquinaona de Barcelona tras una pancarta con el lema “La pública és en català” y han llegado hasta la sede del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC), que dictó la sentencia del 25 % que entra en vigor el próximo viernes.

Una vez allí, han leído un manifiesto en el que han calificado de “cobarde, incapaz y sumisa” la actitud de Educación ante las “instituciones españolas” que, a su juicio, quieren “destruir la lengua catalana”.

Antes de iniciar la marcha, Bernat Pèlach, de la Intersidical-CSC, ha pedido a la consellería de Educación que “asuma su responsabilidad” para defender la inmersión lingüística en catalán con la aplicación de “un único plan lingüístico para todos los centros” y que “no delegue la responsabilidad en las direcciones de los centros educativos”.

La Coordinadora Obrera Sindical (COS), la Intersindical-CSC, el Sindicat d’Estudiants dels Països Catalans (SEPC) y el sindicato de docentes USTEC han convocado este miércoles a la comunidad educativa a movilizarse contra la sentencia de TSJC y para exigir al Govern que proteja la lengua catalana con “acciones contundentes”.

Huelga de estudiantes y profesorado en Cataluña.
Huelga de estudiantes y profesorado en Cataluña.
Gloria Sanchez/Europa Press via Getty Images

Los sindicatos cifran en un 40% el seguimiento de la huelga

Según la consellería de Educación, el 6,49 % de los profesores de los centros públicos y el 4,21 % de los concertados han secundado el paro, mientras que los sindicatos han cifrado el seguimiento entre el 30-35 % del profesorado que no estaba de servicios mínimos.

La protesta ha movilizado a un gran número de estudiantes, ya que, según los datos facilitados por la portavoz del SEPC, Marta Daviu, el 90 % de los alumnos de instituto han secundado el paro y entre los universitarios han seguido la convocatoria entre un 80-85 %.

En la universidad de Lleida, según los sindicatos, más del 80 % del personal y estudiantes ha secundado el paro; en la UAB, que ha amanecido con los accesos al campus y las entradas a las facultades bloqueados, algunos estudiantes se han enfrentado a los piquetes para poder acceder, mientras que en el edificio central de la UB, donde algunos alumnos han pasado la noche, los piquetes han cerrado los accesos.

“No podíamos quedarnos de brazos cruzados”

La portavoz del sindicato de estudiantes, Marta Daviu, ha considerado que la respuesta del Govern y de la consellería de Educación a la sentencia “se ha limitado a un decreto vergonzoso”, por lo que, ha dicho, “no podíamos quedarnos de brazos cruzados”.

Además de la manifestación en Barcelona, los sindicatos han convocado protestas esta mañana en Tarragona, en la que han participado unas 300 personas, según la Ustec, y en Girona y Lleida, que han congregado unos 3.000 manifestantes respectivamente, ha indicado el mismo sindicato.

El Govern anunció ayer que desplegará una normativa para fortalecer el modelo lingüístico catalán y dotar de más seguridad los proyectos lingüísticos de los centros educativos, una medida que no ha convencido a los sindicatos.

Los sindicatos han rechazo el apoyo del Govern por la “falta de acciones contundentes a favor de la inmersión lingüística” y los diputados de JxCat y la CUP han rehusado aparecer en la fotografía porque la han considerado un “lavado de cara” y un apoyo al conseller de Educación, en un momento de desgaste por las huelgas en el sector educativo.