NOTICIAS
24/12/2012 17:05 CET | Actualizado 24/12/2012 17:05 CET

La Wii U necesita tres horas de actualizaciones para ser utilizada

Si Papá Noel o los Reyes dejan una Wii U de regalo —la nueva consola de Nintendo— es aconsejable recordarle a los más pequeños que la paciencia es una virtud.

Nintendo ha reconocido que la consola necesita una actualización que implica no menos de tres horas para ser utilizada.

La propia compañía ha reconocido la molestia en un tuit en el que aconseja a todos los padres que procedan a la instalación antes de dejar el juguete en el árbol de Navidad.

"¿Regalando una Wii U? Consejo: Haz la actualización del sistema antes de envolverla, para que así esté ya lista nada más que lo abran", reza el tuit.

La instalación de la actualización es necesaria porque permite que funcionen los servicios online, como la eShop, el juego en línea, Miiverse y la retrocompatibilidad con Wii.

Y mucho ojo: si se interrumpiera la descarga, la consola —que salió a la venta el 30 de noviembre— podría quedar inoperativa. Fe de ello pueden dar varios usuarios que, ante la desesperación, decidieron apagar la consola en pleno proceso de actualización, lo que supuso que la Wii U no volviera a encenderse más.

ESPACIO ECO