24/06/2015 12:46 CEST | Actualizado 24/06/2015 16:06 CEST

¿Quieres olvidar a tu ex? Prueba con este divertido cuaderno de actividades

EDITORIAL LUMEN/REBECCA BELTRÁN/ADRIÀ FRUTOS

¿A quién no le han roto el corazón alguna vez? Si la vida es dura, el amor lo es más, y nadie está exento de salir entero de sus fauces. Sin embargo, recuperarse y volver a la normalidad también es una etapa que todo el mundo tiene que pasar. Con ayuda de amigos, familia y una peli de las de llorar acompañada de un gintonic cargadito y/o de una caja de helados de chocolate, poco a poco se sale del dolor y se vuelve al mundo real.

Ahora llega al mercado literario una ayuda más para aquellos con el corazón roto, y llega en forma de libro. Su título es Pasa página, y su subtítulo lo deja todo claro: Cuaderno de actividades para olvidar a tu ex (Editorial Lumen). En él, se pueden encontrar más de cien actividades para superar el dolor que deja la partida del ser amado: desde decidir canciones en una playlist para bailar y animarte hasta hacer algunos tests, pintarte los labios y besar un círculo para que puedas ver "todo lo que se ha perdido" o dibujar, colorear y hasta quemar ciertas cosas.

(Más abajo puedes encontrar varias actividades e ilustraciones del cuaderno)

La autora de tan curioso manual es la periodista barcelonesa Rebecca Beltrán (Ibiza, 1977), con la que El Huffington Post ha charlado por teléfono pocos días después de la salida a la venta de su libro, el pasado 4 de junio.

¿Te han roto el corazón tantas veces que se te ocurrió crear un cuaderno de actividades?

La verdad es que no... ¡Soy afortunada en amores (risas)! Llevo casi 18 años con mi chico, pero he hecho mucho de consejera. Soy un poco una momo sentimental y con todo lo que te cuenta la gente, lo que te cuentan otros amigos, cómo les intentas ayudar... Con eso daría no para un libro, sino para toda una enciclopedia.

¿Y cómo distéis con el tema?

Pensando con la editora en temas universales caímos en el tema de los ex. Del más conservador al más casquivano, a todos nos han roto el corazón alguna vez.

De aquí pueden salir 20 spin offs. Hay tantas ideas que se nos han quedado fuera que daría para otro libro, o para la versión de la ex femenina. Hay hombres a los que, aunque estas actividades les sirven, quieren su versión propia. Además, en la presentación en Ibiza, que fue muy interactiva, me llevé un arcón lleno de ideas para otro libro.

Además del texto en sí, el libro está ilustrado por Adrià Frutos. ¿Cómo fue la creación a cuatro manos?

Adrià supo transmitir lo que yo quería, perfectamente.

Hicimos la creación como toda la vida, como se ha hecho en las editoriales de cómics en Estados Unidos. Allí hay unos guionistas y luego unos viñetistas, y nunca hablan entre ellos. Lo descubrí recientemente y me sorprendió. En ningún momento hubo un diálogo: yo creaba la idea y él la ilustraba. Es supercurioso, porque creo que hace unas ilustraciones que han logrado ir mucho más allá de lo que yo podía pensar. Adrià es un ilustrador fuera de serie: las imágenes son aparentemente muy sencillas pero están llenas de contenido, son muy sofisticadas.

Además tenía una limitación hasta en los colores: solo podía usar tres, rojo, blanco y negro, sin difuminados ni nada, y ha sacado petróleo. Estoy encantada: mejor vestido que el de Adrià, ninguno.

Siempre has participado en certámenes literarios y has estado metida en mundos de literatura, pero este libro es muy diferente de todo lo anterior

Tengo un par de libros ilustrados (Lumen) tipo álbum, que gustan tanto a niños como a mayores. Es para un público mucho más amplio, con temas mucho más blancos, más etéreos, más imaginativos. Hay un reto, porque el ilustrador es otra persona más en el proceso. Pero esta vez hay otra tercera pata, que es el lector. Y yo pensaba: tengo que seducirlo. No le puedo poner deberes, esto no es el Vacaciones Santillana (risas). Tengo que seducirlo para que lo haga y se divierta. Es el primer libro que he hecho teniendo en cuenta tantas cosas. Y el primero en el que he podido poner un poco más de humor adulto, de sal y pimienta.

¿Y has tenido que invertir mucho tiempo en él?

La verdad es que no... De una idea salen tres, y hay días en los que no se te ocurre nada, pero hay otros en los que salen ideas de situaciones cotidianas. Además, tengo una editora que me da manga ancha. Cuando haces algo y te lo pasas tan bien, no es tan trabajo.

¿Cuál es tu ejercicio favorito del libro?

Uno al que le tengo bastante cariño es el de unir frases. Puedes hacer las combinacines que quieras porque todas cuadran entre sí. Y luego, claro, todo lo que implique quemar cosas, tachar, dibujar tu rabia... Todo lo que tenga punkismo emocional me gusta mucho (risas). Creo que les sirve bastante para desfogarse, la gente es como "dame más folios".

Supongo que ya sabrás que se han vendido los derechos en algunos países... ¿Qué te parece? ¿Crees que las traducciones son fáciles?

El humor no se puede traducir, se puede trasladar. Me coge totalmente por sorpresa: los derechos para Brasil y Francia se vendieron incluso antes de que el libro saliera aquí a la calle. Y el mismo día que salió, el día 4, se vendieron para Italia y Portugal. Estoy supersorprendida. Es difícil hacer viajar al humor, pero es el tema es universal. Al fin y al cabo caemos todos en los mismos tópicos cuando nos dejan o dejamos. Es lo mismo un corazón roto en Brasil que en la Bretaña Francesa que en Asturias.

Estoy deseando ver cómo se hacen las adaptaciones, me da curiosidad. En Francia saldrá para Navidad, el resto de países tienen cierta prisa pero no sé fechas, será a finales de 2015 o principios de 2016.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

#CuandoElDescansoEsUnSueño