Julia Otero reclama que nos empiecen a contar la "realidad" de lo que vamos a comenzar a ver

"Europa, y por tanto España, se enfrentan a un enorme desafío".
Julia Otero, en su última visita a 'El Hormiguero'.
Julia Otero, en su última visita a 'El Hormiguero'.
ANTENA 3

La periodista Julia Otero, presentadora de Julia en la Onda en Onda Cero, ha avisado este lunes de que España y Europa se van a enfrentar a un “un enorme desafío migratorio” derivado de la guerra en Ucrania porque “cinco millones de personas no se realojan, escolarizan, curan, trabajan, en definitiva, viven de un día para otro en un lugar diferente del que tuvieron que huir”.

Otero ha subrayado que todo eso necesita un gran despliegue de recursos, ya sea dinero u organización, que requiere del trabajo de ayuntamientos, comunidades autónomas y países: “Es tan grande que a día de hoy ni siquiera se puede cuantificar”.

“Más allá de esa solidaridad espontánea, hermosa y sincera hay una realidad que nos tienen que empezar a contar. Esta situación no es para quince días o un mes, no es una acogida temporal”, ha avisado Otero antes de preguntarse: ”¿Cómo se va a organizar desde las diversas Administraciones la llegada de decenas de miles de ucranianos?”.

La periodista apunta que en esta fase “nadie parece plantearse el futuro” y solo se actúa “movidos por las emociones más nobles”, pero avisa: “También tendrán que contarnos la verdad”.

“Sobre todo para conformar la opinión pública, en valores que defendemos con pasión, pero que tienen un precio. Como no somos menores de edad será bueno que nos los cuenten. Los recursos son finitos y habrá que compartirlos. Y saber que los estamos compartiendo. Si no, la solidaridad puede mutar en situaciones delicadas”, ha avisado.

Todo ello después de que la Conferencia de Presidentes que se ha celebrado este domingo en la isla de La Palma lograse poner de acuerdo a todos los mandatarios autonómicos y al Gobierno central en un declaración, que algunos líderes regionales han calificado “de mínimos”, cerrando filas en la respuesta a la crisis de Ucrania, aunque varios presidentes han reclamado una mayor concreción sobre las medidas a tomar.

Precisamente, la crisis provocada por la invasión de Rusia a Ucrania había hecho que esta fuera la primera Conferencia de Presidentes presencial al que iba a acudir el líder catalán, Pere Aragonés, lo que ha convertido esta Cumbre de La Palma en una foto inédita hasta el momento.

En este contexto, Sánchez ya había adelantado en una declaración conjunta con el presidente canario, Ángel Víctor Torres, las líneas estratégicas que plantearía posteriormente en la cita multilateral con todos los mandatarios autonómicos, que, sobre todo, pasaban en buscar el apoyo unánime para lograr una posición común en Europa para librar el “chantaje energético” de Vladimir Putin.

En cualquier caso, Sánchez también ha hecho otras propuestas relacionadas con los refugiados ucranianos y la ciberseguridad, entre otros aspectos, avanzando también que el Ministerio de Asuntos Exteriores enviará a Ucrania un primer paquete de ayuda humanitaria de 23 millones de euros.

Una vez hechos estos planteamientos, finalmente todos los presidentes autonómicos y Sánchez han logrado sacar adelante esta Declaración de La Palma, que versa en cuatro ejes, en la que expresan su unidad ante la condena a la invasión de Rusia a Ucrania y se comprometen a seguir tomando medidas para paliar los efectos provocados por esta guerra.

1980

La evolución de Julia Otero a lo largo de su carrera