Marta Ortega: de doblar ropa en Zara a ser una jefaza 'millenial' en el Ibex

La hija de Amancio Ortega ya se había ido posicionando como un emblema de Inditex.
Marta Ortega en el hipódromo de Casas Novas en A Coruña en 2018.
fotopress via Getty Images
Marta Ortega en el hipódromo de Casas Novas en A Coruña en 2018.

Una noticia en parte esperada, pero que ha copado titulares en todo el mundo. Marta Ortega ha sucedido este martes a Pablo Isla como presidenta de Inditex. La hija de Amancio Ortega ocupará este cargo a partir del mes de abril tras la dimisión de Isla.

Esto hará, como algunos han apuntado, que una millenial —de 37 años— ocupe por primera vez la presidencia de una empresa del Ibex 35. Y no una cualquiera, sino la que mayor capitalización bursátil tiene del grupo.

Este relevo ya se dejó entrever con la entrevista que Ortega concedió el pasado mes de septiembre a Wall Street Journal Magazine, en la que Isla ya dejaba caer que iba a dar un paso al frente en la compañía, pese a que ella no llegó a afirmarlo en ningún momento.

“Uno nunca sabe el futuro y yo estoy abierta a ello. Pero para ser honesta, me gustaría estar cerca del producto. Creo que es lo que mi padre siempre hizo”, señaló Ortega en la publicación. Aunque se mostró abierta a posibles cambios: “Yo siempre estaré donde la compañía me necesite más”.

Esa disposición hacia la empresa lo hacía desde una posición funcional ya que, hasta ahora, Ortega no había ocupado ningún puesto ejecutivo ni tampoco había sido presidenta de ninguna filial ni miembro del consejo ni siquiera directora general del departamento.

Marta Ortega y Carlos Torretta en la Madrid Horse Week celebrada en Ifema.
Europa Press Entertainment via Getty Images
Marta Ortega y Carlos Torretta en la Madrid Horse Week celebrada en Ifema.

Hasta ahora la hija de Amancio Ortega contribuía en la supervisión del diseño y las mercancías de ropa de mujer de Zara y gestionaba la imagen de marca, en parte es responsabilidad suya el cambio de logo de Zara en 2019. Además, en esa misma entrevista contó que lo primero que hacía cada mañana en la sede de Arteixo (A Coruña) era reunirse el director financiero, Miguel Díaz, y otros ejecutivos de la firma para analizar las ventas a nivel global.

Sin embargo, con la misma filosofía y el mismo alma que su padre, Ortega empezó tocando todos los departamentos de la empresa. Y eso incluía doblar prendas, organizar stock, recoger pedidos y ordenar estantes de una tienda de Zara en Londres.

“La primera semana pensé que no sobreviviría. Pero luego, desarrollas una especie de adicción a la tienda. Algunas personas nunca quieren salir de ahí. Es el corazón de la compañía”, contó en la mencionada entrevista. En ese establecimiento, donde era una “dependienta más” no era reconocida por sus compañeros como “la hija del jefe”.

De ahí pasó por los departamentos de finanzas, contabilidad, análisis de ventas y diseño tanto en Arteixo como en Shangái, París y Londres.

Todo lo que toca lo convierte en oro

Más allá de lo que ha desempeñado dentro de la compañía, Ortega se ha convertido en el buque insignia personificado de Inditex y, concretamente, de Zara.

La gallega se ha convertido en una maniquí andante de las prendas de la firma y, de hecho, suele lucir muchas de las que se van a lanzar posteriormente en tiendas antes que nadie. Cuando salen a la venta, se agotan en apenas horas.

La estrategia la ha ido siguiendo desde julio 2018 cuando lució en una visita a Casas Novas un conjunto de pantalón y camiseta tipo animal print que la firma puso a la venta el mes de septiembre de ese mismo año.

A partir de entonces ha ido repitiendo esa misma estrategia, incluyendo el pasado mes de septiembre cuando lució un vestido midi de color claro con varias capas superpuestas en el desfile de su suegro Roberto Torretta en la Mercedes-Benz Fashion Week Madrid. Se desconocía de dónde era, pero unos días más tarde se puso a la venta en Zara. Y volvió a agotarse.

De hecho, son muchas las publicaciones como ¡Hola! que han hablado de que incluso Zara ha sacado prendas con su traje de novia diseñado por Valentino en 2018 como inspiración.

A Ortega, Inditex le viene de cuna, y lo de ser embajadora de la marca sin querer también. Cuando era pequeña, una amiga le preguntó por qué vestía siempre de Zara a lo que ella contestó que no conocía la marca: ”¿Ah, sí? ¿Es esa la marca? Mi madre me lo compra todo”. Por entonces, Ortega contaba que sus padres viajaban mucho y que trabajaban en el mundo de la moda. Ahora, la que está al mando es ella.

Con gabardina de inspiración militar en el desfile de Alta Costura de Valentino en París

Marta Ortega es la mejor embajadora de Zara