Una comisión recoge en cinco días 102 testimonios de abusos sexuales de la Iglesia de Portugal

La comisión independiente creada por la Conferencia Episcopal Portuguesa analizará los casos ocurridos desde 1950 y remitirá a la Justicia todos los que no hayan prescrito.
El presidente de la Conferencia Episcopal portuguesa, José Ornelas Carvalho.
El presidente de la Conferencia Episcopal portuguesa, José Ornelas Carvalho.
Horacio Villalobos/Corbis via Getty Images

La comisión independiente creada por la Conferencia Episcopal Portuguesa (CEP) para estudiar los abusos sexuales a menores cometidos en el seno de la Iglesia lusa, y que fue presentada públicamente el pasado 11 de enero, ha recogido en cinco días 102 testimonios.

Se trata de testificaciones enviadas a la comisión independiente por correo electrónico o teléfono, según el coordinador de la comisión, el psiquiatra infantil Pedro Strecht.

El objetivo de esta comisión es el de analizar los casos ocurridos desde 1950, para tener una idea de cuántos son y de sus características, y remitirá a la Justicia todos los que no hayan prescrito.

El trabajo para recoger las denuncias se desarrollará hasta finales e 2022 de una manera independiente a la Iglesia. Serán estudiados tanto los abusos cometidos por miembros de la Iglesia como por laicos implicados en actividades eclesiásticas.

Una vez concluidos los trabajos, la comisión elaborará un dossier que entregará a la CEP para que tome las acciones pertinentes.

España rechaza crear una comisión independiente

El presidente de la Conferencia Episcopal, Juan José Omella, aseguró el viernes desde Roma que la Iglesia española investigará los casos de abusos a menores pero a la vez rechazó crear una comisión independiente. Según Omella, los instrumentos actuales de la Iglesia católica son “suficientes”.

“No hace falta multiplicar entes. En cada diócesis hay la parte de los tribunales y el servicio de atención a las víctimas. Y eso es independiente. Portugal, Alemania, Francia hacen lo que creen conveniente. Y nosotros también, siempre de acuerdo a los protocolos de la Santa Sede. Y les ha parecido bien. Si hay alguna dificultad lo veremos sobre la marcha”, apuntó entonces el cardenal arzobispo en una rueda de prensa en Roma.

Popular in the Community