TENDENCIAS
21/09/2012 14:12 CEST | Actualizado 21/09/2012 14:24 CEST

'Almuerzo sobre un rascacielos': la historia publicitaria tras una imagen icónica (VÍDEOS)

Almuerzo sobre un rascacielos, la mítica fotografía de obreros en un rascacielos de Nueva York ,ha cumplido 80 años esta semana y en todas estas décadas persisten dos misterios: no se sabe quién fue su autor ni la identidad de ninguno de los 11 protagonistas.

Fue tomada el 20 de septiembre de 1932, durante la construcción de la sede de la RCA, después rebautizada como GE Building y que forma parte del Rockefeller Center. Esta imagen de los obreros en la pausa para el almuerzo, suspendidos sobre una grúa en Manhattan es una de las imágenes más reconocidas del siglo XX. Según ha publicado The Indendent, no fue fruto de la casualidad: el Rockefeller Center buscaba imágenes con las que publicitarse.

Es lo que sostiene el responsable de archivo Corbis (que osteta los derechos de la foto), Ken Johnston. "La imagen era un esfuerzo publicitario del Rockefeller Center. Está bastante claro que eran obreros de verdad, pero fue en una sesión organizada para varios fotógrafos", señala en declaraciones al citado diario británico.

Varias agencias de noticias habían manado a fotógrafos a cubrir la construcción del RCA Building y se desconoce quién tomó la fotografía Almuerzo sobre un rascacielos. Durante años fue atribuída a Charles Ebbets, pero tras descubrir que no fue el único fotógrafo allí la agencia Corbis sostiene que no se puede conocer quién tomó justo esa foto.

La agencia trató de encontrar a las protagonistas de la fotografía hace unos años y, según ha declarado a The Independent Johnston, se contrató investigadores privados, pero no llegaron a identificar a ninguno de ellos.

Se convirtió en una imagen tan icónica que incluso Johnston asegura que es "la más reconocible" de las más de 20 millones en el archivo de Corbis. Y, asegura, también es su foto "superventas", porque les ha generado más licencias que las que la agencia posee de personalidades como Albert Einstein o Martin Luther King.

SOMOS LO QUE HACEMOS