POLÍTICA
23/03/2013 18:45 CET | Actualizado 23/03/2013 18:54 CET

Unicef avisa: "España puede pagar un alto coste si los niños no acceden fácilmente a una educación de calidad"

Gtresonline

La crisis económica ha provocado un "gran problema" de desigualdad que afecta directamente a la infancia, según el nuevo director ejecutivo de Unicef España, Javier Martos, quien asegura a Efe que uno de los retos de este organismo es hacer ver que invertir en proteger a "los adultos del mañana" es rentable.

En una entrevista, Martos, que ocupa el cargo desde el 1 de marzo, cuando fue elegido por el Patronato de Unicef España, afirma que la solidaridad de los españoles "sigue siendo altísima"; de hecho, cuentan ya con 265.000 socios, si bien los ingresos por fondos públicos han descendido cerca de un veinte por ciento.

Defiende, además, que los niños pueden aportar "muchísimas cosas" y que gracias a sus comentarios se puede mejorar la convivencia, por lo que insta a todos los adultos a que presten más atención a lo que dice la infancia. "Hablan por ejemplo de que algunos bordillos están demasiado altos para ellos y que hay que hacerlos más bajos o que hay que mantener limpios los parques porque la arena con la que juegan muchas veces está sucia", comenta Martos.

Destaca también la importancia de que éstos puedan acceder fácilmente a una educación de calidad porque "los niños de hoy son los adultos del mañana" y si no es así "el país puede pagar un alto coste".

2,2 MILLONES BAJO EL UMBRAL DE LA POBREZA

La organización estima, según su último informe publicado el pasado mes de octubre, que en España unos 2,2 millones de niños vivían en 2011 por debajo del umbral de la pobreza, 80.000 niños más que en 2010, cifras por las que Martos muestra su inquietud.

"Realmente Unicef está preocupado por la situación de la infancia más vulnerable en España y si antes la pobreza relativa afectaba a colectivos muy determinados como menores inmigrantes no acompañados, ahora se ha extendido a otras capas de la población", explica.

El próximo mes de abril Unicef Internacional publicará el informe "Los niños pobres en naciones ricas", que aportará datos más actualizados sobre la situación de los menores en España.

"La situación económica en la que viven millones de padres afecta a los niños en el día a día. El ambiente en casa es muy distinto, muchos pequeños no llevan una dieta equilibrada como antes y no pueden acceder al ocio, tan importante durante esa fase de la vida", señala.

LA CRISIS Y LOS NIÑOS

"La crisis afecta al niño en muchísimas otras cosas, como en el desarrollo cognitivo o en múltiples facetas que influyen en su crecimiento", reitera Martos, quien constata que en el país hay un "gran problema" de inequidad.

No obstante, insiste en que España se encuentra entre los quince países más ricos del mundo y los niños tienen garantizados en la Constitución una serie de derechos como la educación y la salud, además, la tasa de mortalidad infantil es "bajísima".

A su juicio, hay un consenso "bastante generalizado" para que la protección de los derechos del niño figure en la agenda política. "Yo creo que ahora las prioridades económicas tienen un peso tan grande que uno de nuestros retos es influenciar y hacer ver que en términos puramente económicos los niños son una buena inversión", apostilla el director ejecutivo de Unicef.

NUEVOS TIEMPOS