TENDENCIAS
26/12/2015 10:22 CET | Actualizado 12/09/2016 19:06 CEST

Decoración de película: muebles e ideas para sacar de la gran pantalla

Ken Adam es un diseñador de producción reconocido por sus trabajos en algunos de los títulos míticos de James Bond en los 60 y 70, cuyas propuestas adelantaron algunas tendencias en el interiorismo de la época.

Sin duda, el mundo del cine ha inspirado mucho a arquitectos y decoradores. Pero no solo a ellos. También a muchas personas que han llevado los muebles de la gran pantalla al interior de sus casas. De hecho, muchas de esas piezas que vemos en películas han ido más allá de las fronteras del celuloide y se han colado en el imaginario popular.

Si no quieres dejarte embriagar por todo lo que ves en pantalla, sigue estos consejos: te ayudarán a que no conviertas tu casa en un decorado de película de serie B.

Igual que una superproducción de Hollywood es costosa, convertir tu casa en un lugar de película también puede llegar a ser bastante caro, sobre todo si vas a lo fácil y te limitas a adquirir afamados diseños de alta gama. Pero hay métodos más económicos. Basta con elegir bien cada una de las piezas y no caer en el barroquismo. El recurso más sencillo es optar por un elemento relacionado con el cine —una claqueta, un rollo de película o algún que otro póster— y ubicarlo estratégicamente.

Si te atraen los diseños retro como el sillón con forma de huevo que aparece en Men in Black, la Ovalia Egg Chair, diseñada en los 60 por Henrik Thor-Larsen, ve ahorrando porque no son piezas para todos los bolsillos. No obstante, se trata de diseños singulares y merece la pena esa inversión. En caso de que tu estilo sea más clásico, quizá tu opción es un buen orejero de piel y capitoné que aporte algo de elegancia a tu hogar; al estiloMatrix cuando Morfeo le ofrece a Neo elegir entre su triste y falsa realidad o despertar.

¿Quién no se acuerda del sofá-bañera del apartamento de Holly en Desayuno con diamantes? Es perfecto para viviendas modernas que deseen arriesgar con una pieza poco común. Si lo quieres en tu casa, hay réplicas muy parecidas, como las que propone el diseñador Max McMurdo. Eso sí, jugar a ser Audrey Hepburn no es precisamente barato.

Otro ilustre protagonista de las películas de Hollywood es la célebre butaca de Mies van der Rohe; conocida como silla Barcelona al haber sido diseñada por el arquitecto alemán para el pabellón de su país en la Exposición Universal que se celebró en la Ciudad Condal en 1929.

Este clásico ha visto descansar a los personajes de películas como algunas de la serie de James Bond o Iron Man. Su particular forma acolchada aparece en más de una veintena de largometrajes.

¿Te gustó la casa y, en particular, la silla de oficina desde la que teclea Cameron Diaz en la película Vacaciones? Se trata de un modelo en blanco de la Aluminium chair diseñada por los Eames, aunque quizá lo que te gustaría copiar de esta película protagonizada también por Kate Winslet y Jude Law es toda la decoración de las casas de las protagonistas. Lo cierto es que es difícil decidir entre el acogedor estilo rústico de la casita en la nevada campiña británica de Iris (Kate Winslet) o el glamour de la mansión de Amanda (Cameron Diaz) en Los Angeles.

Eso sí, cuidado porque replicar la decoración que aparece en las películas tiene sus peligros. En la gran pantalla todo parece mucho mejor que en la vida real: los actores, las actrices, los paisajes y, claro, también la decoración. Piensa que aguantar los chillones colores de la casa de Amelie durante una hora y media no es lo mismo que verlos cada día de tu vida al abrir los ojos.

Otro de los grandes riesgos de acudir al cine como inspiración para la decoración es llenar la casa de objetos promocionales de películas, sin ton ni son. Está bien concederse licencias en este sentido, pero con moderación. Hazlo, por ejemplo, en el salón; sobre todo en las estanterías cerca de la televisión o en una sola pared, con un original póster como el de la imagen.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Échale un vistazo al Facebook de Tendencias. ¡SÍGUENOS!