BLOGS
11/09/2015 07:24 CEST | Actualizado 11/09/2016 11:12 CEST

Libro busca hueco en la cocina

tartaBusco entre mis almanaques de cocina; periplos de vino, mesa y mantel..., nostalgias de cualquier tiempo pasado que pudiera haber sido mejor, pero no. Y llego a mi biblioteca y, sin desempolvar los libros menos visitados, encuentro una nítida luz que anuncia el hueco de un nuevo libro...

Canción recomendada: Truth, Alexander.

"Siempre imaginé que el Paraíso sería algún tipo de biblioteca". Jorge Luis Borges

"Como muchos sabéis, tengo una gran debilidad por los libros de cocina. Por los libros en general. Pero, gajes del oficio, por los de cocina en particular. Recuerdo todavía el primero que compré, cuando tenía quince años, un volumen de tapas negras con un bodegón de frutas y verduras, un pato y una langosta, en la cubierta. Seguro que muchos ya sabéis de qué libro hablo: el famoso Manual de Cocina de la Sección Femenina. Todo un clásico de las estanterías españolas desde que apareciera su primera edición en 1950. La referencia obligada para muchas de nuestras madres, antes de que apareciera el quizá aún más famoso 1080 Recetas de Simone Ortega (1972)"...

Releo con pasión y cariño esto que escribí hace ya unos años, y siento cómo el tiempo se me echa encima como una gran salsa que napa tímidamente mi edad, pero resaltando lo mejor de mí, que no es otra cosa que la experiencia y lo compartido. Busco entre mis almanaques de cocina; periplos de vino, mesa y mantel..., nostalgias de cualquier tiempo pasado que pudiera haber sido mejor, pero no. Y llego a mi biblioteca y, sin desempolvar los libros menos visitados, encuentro una nítida luz que anuncia el hueco de un nuevo libro...

En España y en el mundo entero se está viviendo una auténtica revolución en torno a la cocina, y Apicius deja constancia de ello. Montagud Editores inició su trayectoria en 1906. Ya han pasado muchos años, pero yo soy un fiel seguidor de su Cuaderno de Alta Gastronomía Apicius, donde uno puede oler el mundo a través de sus páginas; la lista de colaboradores profesionales refleja esta progresiva internacionalización y da una idea de la dimensión que están cogiendo, y de cuáles son los principios o la filosofía de estos cuadernos. Eneko Atxa, Ángel León, Francis Paniego, Paolo Lopriore, Yoshihiro Narisawa, Magnus Nilsson, Luigi Taglienti, Yann Duytsche. O Joan Roca (El Celler de Can Roca), quien asegura que "editar con Montagud es un sueño".

Más próximo en su filosofía a un libro que a una revista, el cuaderno presenta unas formas y unos contenidos que se alejan de todo lo editado hasta la fecha en el mundo de la cocina: técnica, producto, creación, filosofía, autor, tradición...

Montagud Editores publica única y exclusivamente obras culinarias. La gran mayoría son bilingües, en español e inglés, y se distribuyen mundialmente. Todo desde Barcelona, con vocación universal y con un espíritu que permanece intacto desde hace ciento nueve años. De ahí que haya recibido en noviembre de 2004 el premio a la mejor publicación de gastronomía en el VI Congreso Lo Mejor de la Gastronomía de San Sebastián, en 2011 el Premio Nacional de Gastronomía a la Mejor Publicación y en 2013 el Premio a la Mejor Publicación Gastronómica en los Gourmand World Cookbook Awards.

Aquí os dejo algunas portadas de la biblioteca -por si os apetece crecer- y una receta de abuela, de esas que te hacen soñar con ser cociner@

#sedcuriosos

CHOCOLATE 'LAYER CAKE'

1/2 taza de mantequilla sin sal, fría y cortada en cubos.

115 g de chocolate amargo cortado en trozos pequeños.

2 tazas de azúcar blanca.

1/2 taza de harina de trigo todo uso.

3/4 cdta de bicarbonato. 

1/2 cdta de sal.

1/2 taza de crema agria.

2 huevos. 

1 taza de café oscuro.

2 latas de leche condensada para hacer dulce de leche.

Derretir al baño de María el chocolate con la mantequilla. En un bol, colocar todos los ingredientes secos. Por otro lado, batir los huevos, la crema agria y el café. Ir añadiendo poco a poco los ingredientes secos hasta formar una masa homogénea con el chocolate derretido. Hornear a 350 grados de 30 a 35 minutos.

Para el dulce de leche: colocar las latas en una olla grande y llenarla de agua hasta que las cubra. Hervir durante dos horas. Cortar la tarta en partes iguales y rellenar con el dulce de leche.