POLÍTICA
21/05/2021 13:37 CEST | Actualizado 21/05/2021 18:33 CEST

Pere Aragonès, investido presidente de Cataluña con el apoyo de Junts y la CUP

El republicano suma 71 'síes', tres por encima de la mayoría absoluta del parlament.

Enric Fontcuberta / EFE
Pere Aragonès, candidato de ERC a la presidencia de la Generalitat, este viernes, en el Parlament.

Cataluña tiene nuevo presidente: Pere Aragonès. El candidato de ERC ha sido investido este viernes máximo responsable de la Generalitat por mayoría absoluta con el respaldo de los 33 diputados de su partido, los 32 de Junts y los 9 de la CUP, que han sumado 71 ‘síes’. Una nueva coalición entre la izquierda y la derecha independentista maneja ya los mandos de la segunda comunidad más rica de España.

Aragonès ya avanzó en su primer discurso que el principal objetivo político de su mandato es “culminar la independencia” tras un referéndum pactado con el Estado, siguiendo el ejemplo escocés. El republicano, además, avanzó que si en dos años la mesa de diálogo entre Gobierno central y Generalitat no concreta el indulto a los políticos presos del procès, la autodeterminación y el regreso de los dirigentes soberanistas huidos de la Justicia, se levantará de la mesa.

El candidato de ERC es el primer presidente de este partido en ocho décadas y el primero soberanista de izquierdas desde 1975. Y de eso fue su discurso: de independentismo y de progreso, que Aragonès quiere conseguir para Cataluña, según contó, agitando “cuatro banderas”: la social, la verde, la feminista y la democrática.

El republicano, no obstante, preso del acuerdo con Junts y CUP que le obliga a dialogar y a embestir al Estado al mismo tiempo, vino a decir que no cuenten con él para aventuras unilaterales y que avanzará hacia la independencia con negociación a la que los independentistas deberán llegar con voz única en el nuevo órgano que han creado junto a las asociaciones independentistas y en el que se encajará el Consell per la República que controla el expresidente Carles Puigdemont.

¿Qué le ha dicho la extrema derecha a Aragonès?

El portavoz de Vox en el parlament, Ignacio Garriga, ha arrancado el turno de intervenciones de este viernes. Garriga ha dibujado el apocalipsis por consumarse la tercera coalición entre ERC y Junts, a la que ha acusado de “reactivar el golpe de Estado” por querer consumar la independencia.

El portavoz ultra ha afeado a los partidos independentistas ser instigadores del “odio” y el “fanatismo”. Y ha avanzado que frente a la agenda secesionista, su partido antepondrá el Estatuto de autonomía y el Código Penal. Garriga se ha despedido de la tribuna con un aviso: “Con Vox, el circo separatista se ha terminado”.

Aragonès no ha dedicado mucho tiempo a responder a Garriga en su réplica. Tan solo le ha dicho que “no pasarán”, a lo que el ultra  le ha contestado: “Ya hemos pasado”.

¿Y sus otros socios de la CUP?

La CUP no entrará en el Gobierno de la Generalitat, cuyas consejerías se han repartido a partes iguales entre ERC y Junts. Pero, aún así, el papel de la CUP, los independentistas radicales de izquierda, será decisivo porque la mayoría independentista pasa por ellos.

Por eso, la portavoz, Dolors, Sabater, ha desplegado una batería de exigencias de izquierda: la expropiación de 30.000 viviendas vacías en Cataluña y el fin de las intervenciones policiales en los desahucios. Es más, es que la dirigente de la CUP ha avisado de que si en las próximas semanas no se detiene la intervención de los antidisturbios en los desahucios, retirarán su apoyo al Govern. Además, Sabater ha sido dura con los planes de ERC en la mesa de diálogo.

La CUP está en contra de sentarse a hablar con el Gobierno central: “La mesa de diálogo no servirá de solución del conflicto, sino que servirá como excusa para ampliar y normalizar una situación flagrante de suspensión sistemática de derechos sociales, civiles y políticos en un marco permanente de excepcionalidad política”.

En Comú Podem: “Es la prórroga de un Gobierno zombi”

La portavoz de los ‘comunes’, Jessica Albiach, se ha mostrado muy dura con la oferta de Gobierno que ha presentado Aragonès y lo considera una “prórroga de un Gobierno zombi”, precisamente por rehacer un pacto que terminó en fracaso.

“Lo que ha pasado es que este Govern ya lo dio por enterrado el president Torra. Lo que hemos vivido en este último año y lo que presentando podría ser la prórroga de un Govern zombi que no es lo que Cataluña merece. Había una oportunidad, un cambio de etapa”, ha zanjado Albiach.

¿Y Ciudadanos, qué ha dicho?

Los naranjas, que pasaron de ser primera fuerza a séptima en el parlament, han sido duros no solo con Aaragonès, sino también con el PSC. El portavoz, Carlos Carrizosa, ha afeado al candidato que diga que gobernará para todos pero pacte el “embate al Estado”. Y ha lamentado que haya partidos de izquierda que pretenden dictar cómo ha de funcionar la sociedad y partidos nacionalistas que digan cómo ser catalán. “Es el control de la sociedad”, ha rematado.

Carrizosa ha recriminado a los socialistas poner las primera piedras del procesismo, cuando el expresident José Montilla encabezó la manifestación en repulsa al recorte del Estatut de 2006 que hizo el Tribunal Constitucional.

El PP: “¿Cómo va a funcionar un Gobierno entre personas que no se soportan?”

El portavoz popular, Alejandro Fernández, ha metido el dedo en la llaga de la tormentosa relación entre ERC y Junts, cuya última coalición terminó en fracaso y en las elecciones del 14 de febrero: ”¿Cómo va a funcionar un Gobierno entre personas que no se aguantan?”, se ha preguntado Fernández, quien ha advertido a todos los catalanes de que el nuevo Gobierno emprende una “misión suicida”.

“No quieren solucionar el conflicto porque viven del conflicto. Saben que la autodeterminación y la amnistía son imposibles. Porque la autodeterminación solo se aplica a las colonias”, ha remachado el popular, quien ha pedido que los independentistas aprendan de los nacionalistas escoceses: “Siempre han cumplido la ley, incluso en las ocasiones que no les han dado la razón, que ha sido en la mayoría de veces”. El dirigente del PP ha recordado que a Escocia no se le ha concedido el derecho de autodeterminación, sino que su referéndum de independencia en 2014 se celebró por un acuerdo entre Gobiernos.

ERC: “La república catalana será”

La republicana Marta Villalta, portavoz de ERC, ha cargado contra los ‘comunes’, con quienes negoció la investidura de Aragonès, por ir en contra del proyecto político de izquierdas que liderará la Generalitat. “Lamentamos que algunas izquierdas que se hayan desentendido de esta oportunidad que consideramos histórica”. Y ha avisado al socialista Salvador Illa: “La república catalana será”. Villalta se ha dirigido a Aragonès con emoción: “Compañero Pere, ahora pasarás a ser presidente Aragonès”.

Photo gallery Pere Aragonès See Gallery

DE EXPERTO A EXPERTO