POLÍTICA
03/08/2012 18:56 CEST | Actualizado 03/08/2012 18:56 CEST

El Gobierno suprime los aspectos más sociales de Educación para la Ciudadanía

EFE

El Consejo de Ministros ha aprobado este viernes un real decreto por el que modifica las enseñanzas mínimas de la educación Primaria y Secundaria. Según la nota de prensa en la que se explica el decreto, el objetivo de la nueva legislación es eliminar las "cuestiones controvertidas susceptibles de caer en el adoctrinamiento ideológico" de la asignatura Educación para la Ciudadanía. El texto asegura que ahora se limitará a la enseñanza de "valores cívicos y constitucionales".

"Este Gobierno defiende el respeto a la libertad de enseñanza y, consiguientemente, al derecho de los padres a educar a sus hijos conforme a sus convicciones filosóficas, religiosas o morales (artículo 27 de la Constitución)", asegura la nota, en la que se dice que la asignatura ha sido un "tema de conflicto desde su origen".

En concreto, el Ejecutivo de Rajoy elimina, entre otras muchas, las referencias a los afectos y las emociones; las relaciones entre hombres y mujeres; los prejuicios sociales, racistas, xenófobos o sexistas; la pobreza en el mundo; y la falta de acceso a la educación como fuente de pobreza. No se incluirá, como era intención inicial del Gobierno, el texto dedicado a los llamados "nacionalismos excluyentes", incluido en el apartado 'Los conflictos en el mundo actual'.

El Ejecutivo considera que "la tarea de educar en democracia debe hacerse de un modo compartido y no excluyente entre la familia, las instituciones públicas, los centros educativos y la sociedad".

En Primaria, el Gobierno quiere ampliar los contenidos relacionados con la corresponsabilidad en las tareas domésticas y cuidado de la familia, los hábitos saludables relacionados con la alimentación y el deporte, la convivencia en la familia, colegio o barrio, localidad, la iniciativa privada en la vida económica y social, derechos y deberes en la Constitución, los servicios públicos y bienes comunes, y la contribución de los ciudadanos a través de los impuestos o el respeto al medio ambiente.

En Secundaria, Educación pretende que los contenidos se centren principalmente en la promoción de los derechos, deberes y libertades que garantizan los regímenes democráticos, la creación de normas jurídicas según la Constitución, el funcionamiento del sistema electoral y de los partidos políticos, las teorías éticas y los derechos humanos, la superación de conflictos, la igualdad de derechos y oportunidades entre hombres y mujeres o la tolerancia y la aceptación de las minorías y de las culturas diversas.