NOTICIAS
03/11/2012 12:34 CET | Actualizado 03/11/2012 12:48 CET

Tragedia Madrid Arena: Muere la menor herida ingresada en el 12 de octubre

EFE

La joven de 17 años que fue ingresada en estado crítico al resultar aplastada en una multitudinaria fiesta de Halloween en el pabellón Madrid Arena de la capital, ha fallecido hoy sábado en el hospital Doce de Octubre, según han informado fuentes del centro sanitario.

Según estas fuentes, el fallecimiento se ha producido a las 8.50 horas de esta mañana. Los padres de la menor, a los que la tragedia sorprendió de viaje en Brasil, acudieron a primera hora de la tarde de este viernes al citado hospital tras aterrizar en el aeropuerto de Barajas.

La otra herida en la fiesta, María Teresa Alonso, de 20 años, se encuentra en la UVI de la Fundación Jiménez Díaz y continúa estable dentro de la gravedad.

El fallecimiento de la menor eleva a cuatro el número de víctimas mortales en esta tragedia; las otras son tres chicas de 18 años que también murieron aplastadas en la estampida humana que se produjo en uno de los pasillos del pabellón, supuestamente tras el lanzamiento de una bengala. La Policía trabaja en identificar a la persona o personas que prendieron esos objetos.

ERRORES

Según la empresa que organizó el evento, se vendieron 9.600 entradas para un aforo de 10.600. Aunque informó al Ayuntamiento de Madrid de que el aforo sería de "7.000 personas, aproximadamente". Sin embargo, los asistentes no se creen estas cifras. Algunas fuentes hablan de 15.000 personas y otras elevan este número hasta las 20.000.

Además, sólo había 38 agentes de seguridad privada y no todos se encontraban en el interior del recinto ni en los controles de acceso, por lo que la cantidad de gente que entró a la vez desbordó a quienes se encontraban allí. Además, del resto de personal, 70 personas pertenecen a una empresa auxiliar que no tiene competencias de seguridad y que funcionaban esa noche como controladores de acceso.

Por otro lado, en la fiesta entraron menores a pesar de que, teóricamente, tenían prohibida la entrada. Son muchos los menores que han admitido haber entrado al recinto sin que les pidieran el DNI.

DECISIÓN DEL AYUNTAMIENTO DE MADRID

Tras la tragedia, la alcaldesa de Madrid, Ana Botella, anunció que prohibe las fiestas en los edificios del Ayuntamiento. "Nunca más, repito, nunca más mientras yo sea alcaldesa, cederemos ni alquilaremos ningún edificio propiedad del Ayuntamiento para un evento como el de ayer", explicó Botella. "La vida es lo más importante, el riesgo es demasiado grande", añadió.