Los pasos que tienes que seguir al recibir un paquete en casa en plena crisis del coronavirus

Es una cuestión de salud, tanto para ti como para el repartidor.

No se puede salir de casa y los establecimientos que no son de primera necesidad están cerrados. Todos y eso incluye tiendas de ropa, restaurantes o tiendas de ocio. Esta es la situación que se vive en España desde el sábado 14 de marzo, cuando se decretó el estado de alarma por el coronavirus y que se prolongará como mínimo hasta el 11 de abril.

A pesar de esto, los envíos de comida a domicilio y la compra online siguen funcionando e incluso beneficiando a algunas empresas como Amazon, que está viendo disparadas sus ventas. Además algunos establecimientos han eliminado los gastos de envío y algunos pequeños negocios están pidiendo que se sigan realizando pedidos para compensar las pérdidas de esta crisis.

Aunque una crisis sanitaria de este relieve hace que surjan conflictos como el querer apoyar a las pequeñas empresas que están teniendo pérdidas por la crisis y la exposición al COVID-19 de los repartidores, esto también plantea preguntas como: ¿Es seguro recibir un paquete? ¿Cómo debo abrirlo? ¿Qué pasa con los mensajeros?

Seis pasos para una entrega segura para la salud

Aunque la mayoría de empresas de reparto ya lo han adoptado, hay que optar por una “entrega segura”. Esto incluye, en la mayoría de los casos, una recepción del producto sin contacto con el repartidor y con las siguientes indicaciones, recogidas en la edición británica del HuffPost:

1. Mantén una distancia mínima de un metro con el repartidor, que tiene que llevar guantes, mascarilla y disponer de desinfectante.

2. Avísale de que lo deje en el felpudo o en la puerta y que lo notifique con una firma digital o que el propio trabajador firme el albarán.

3. Abre el paquete fuera. Si lo crees necesario abre el paquete fuera de casa y recicla tanto el embalaje como la caja de cartón.

4. Si optas por abrirlo en casa, deshazte del embalaje rápidamente y desinfecta las superficies que estuvieron en contacto con él.

5. Si lo recoge el conserje o portero, mantén la distancia de seguridad con él, que también está muy expuesto al virus. Facilítale gel desinfectante.

6. ¡Lávate las manos! Sí, es un consejo manido pero sigue siendo el más importante para mantener a raya el COVID-19.

¿Qué están haciendo las empresas en España?

La mayoría de empresas han adoptado medidas para intentar paliar el contagio del COVID-19. En Amazon, por ejemplo, todo indica que continúan haciéndose envíos como se hacían habitualmente y no han dado ninguna indicación en su web de si se siguen los protocolos de prevención del Ministerio de Sanidad.

En El Corte Inglés han notificado en su web posibles retrasos y señalan que “están reforzados los servicios para la entrega de los pedidos online”, tanto en productos generales como en supermercado.

Mientras que empresas de reparto como Seur o MRW continúan su actividad con normalidad siguiendo las “indicaciones de las autoridades sanitarias”. En el caso de Seur se han suprimido los envíos los sábados y la recogida en las oficinas.

En Correos también han suprimido las entregas en sábado y la distribución en horario de tarde, cuyos trabajadores pasan a reforzar el turno de mañana. Además, ha implementado el protocolo de entrega con “seguridad mínima de al menos un metro, sin contacto con el cliente y dejando el envío en un punto de alcance como puede ser el felpudo, el descansillo o la puerta”.

¿Qué pasa con los repartidores?

Se ha recomendado el teletrabajo, pero en el caso de los repartidores y carteros siguen trabajando todos los días presencialmente. No hay otra forma. Esto ha costado numerosas críticas en redes sociales, especialmente a Amazon —donde se han detectado varios casos positivos por coronavirus en sus plantas— y a algunas empresas de reparto de comida a domicilio, que no han dado guantes, mascarillas ni geles desinfectantes a sus trabajadores.

Seur y MRW sí han garantizado, según han comunicado, las condiciones de seguridad de sus trabajadores. No así en Correos, donde han denunciado “medidas sanitarias insuficientes”, como guantes, geles individuales y mascarillas, y han puesto en relieve que hay 40 empleados con coronavirus y más de 400 en cuarentena. De hecho, este fin de semana falleció por coronavirus una trabajadora de Correos.

La España vaciada por la cuarentena