Todas las revelaciones de la biografía de Meghan Markle y el príncipe Harry

No todo es oro en la Familia Real británica.
Meghan Markle y el príncipe Harry en Reino Unido el Día de la Commonwealth.
Meghan Markle y el príncipe Harry en Reino Unido el Día de la Commonwealth.

Los duques de Sussex decidieron abandonar la Casa Real británica hace más de cinco meses, pero están más de actualidad que nunca. Una biografía autorizada sobre Meghan Markle y Harry de Inglaterra ha desvelado cómo fueron sus dos primeras citas en el verano de 2016, cómo era su relación con la familia y qué les llevó a tomar la decisión.

Finding Freedom: Harry and Meghan and The Making of A Modern Royal Family (Encontrando la libertad: Harry y Meghan y la creación de una familia real moderna) saldrá a la venta el 11 de agosto, pero ya se han empezado a filtrar algunos detalles.

Según revelan algunos medios británicos, el libro acabaría por fin con la teoría de que fue la actriz la que impulsó la salida de la pareja de la Casa Real y se revelará que fue Harry quien tomó la decisión, incluso antes de la boda, por “sentirse infeliz”.

Respecto a la supuesta mala relación entre el príncipe Guillermo y su hermano, la duquesa de Cambridge habría hecho “poco para cerrar las diferencias”, como escriben en la biografía los periodistas Omid Scobie y Carolyn Durand. The Times asegura que Kate Middleton no mostró apenas interés por entablar una relación con Meghan Markle y ayudarla así a integrarse en la familia.

Al parecer, no es el único mal gesto al que se habría tenido que enfrentar la duquesa de Sussex: un día ambas fueron de compras al mismo lugar, pero la duquesa de Cambridge decidió desplazarse en su coche y dejar sola a Meghan. Según Vanity Fair USA, Kate le le regaló un ramo de flores para solucionarlo, pero no fue suficiente.

Por otra parte, su abuela la reina Isabel II también ayudó a la pareja a decidirse de que tenían que abandonar con otro gesto. En su último discurso de Navidad no puso ninguna foto de Meghan y Harry, eran los únicos que faltaban. Ni siquiera se sabía aún que renunciarían a ser los duques de Sussex, y pese a ello no aparecieron en el set. “Para Harry y para Meghan aquello fue otra clara señal de que tenían que labrarse su propio camino fuera de la monarquía”, aclara la biografía.

Desde un primer momento, la biografía cuenta que los amigos de Meghan le advirtieron de que “enamorarse del príncipe era peligroso” porque supuestamente las novias y esposas reales no salían muy bien paradas. Cuando por fin se hizo pública la relación, Meghan Markle sintió alivio.

Ambos comenzaron a verse en verano de 2016 en Londres, donde quedaron dos veces. Tras la tercera cita, después de unas vacaciones románticas en Botswana, Meghan lo tenía claro: “Nunca me había sentido tan seguro, tan cerca de alguien en tan poco tiempo”.

El distanciamiento entre los hermanos

El libro también indica que el príncipe Guillermo temía la rapidez a la que avanzaba la relación y que su hermano estuviera “cegado por la lujuria”, así que decidió decirle que se tomara su tiempo “para conocer a esta chica”. Fue esa expresión la que molestó a su hermano.

Los duques de Sussex también se habrían sentido “utilizados por su popularidad” y querían “encontrar un lugar dentro de la monarquía”, a pesar de que de puertas para dentro se sentían criticados por ser demasiado “susceptibles y claros”.

La renuncia de la pareja entró en vigor el pasado 1 de abril, después de participar en un último acto público con el resto de la familia el 9 de marzo, un servicio religioso por el Día de la Commonwealth en la abadía de Westminster en el que, según el libro, fueron ninguneados por el príncipe Guillermo y Kate Middleton.

Las mejores fotos de la boda del príncipe Enrique y Meghan Markle