Estos televisores dejarán de funcionar a partir del 14 de febrero
guerra en ucrania
Finlandia se venga de Rusia

Estos televisores dejarán de funcionar a partir del 14 de febrero

La consolidación total de la transmisión en alta definición (HD) obligará a "jubilar" muchas teles antiguas, a no ser que puedas aplicar algunas de las alternativas que te explicamos a continuación.

Un televisor que no funciona bienGetty Images

El próximo 14 de febrero (Día de San Valentín), la Televisión Digital Terrestre (TDT) experimentará un cambio significativo que impactará principalmente en los televisores más antiguos. En esencia, todos los canales, incluyendo los locales y autonómicos, estarán obligados a transmitir en alta definición (HD), marcando un hito en la calidad de la señal.

Pedro Córdoba, decano del Colegio de Ingenieros Técnicos de Telecomunicación, explica para Diario Sur que inicialmente los canales se transmitían en Definición Estándar (SD), una calidad de señal digital estándar. Sin embargo, en los últimos meses, ha habido una transición hacia la alta definición (HD), y el 2023 ya se estableció como fecha límite para la migración total hacia este formato avanzado.

¿Cómo afectará esto a la población? Aquellos que posean televisores relativamente antiguos, generalmente de una década o más, y que carezcan de tecnología HD incorporada, dejarán de recibir la señal de los canales. En contraste, los dispositivos modernos no tendrán problemas, ya que vienen equipados con capacidades HD, Full HD y otras opciones para reproducir este tipo de contenido.

En este sentido, los televisores más antiguos, como los que suelen encontrarse en cocinas, serán los más afectados, según señala Córdoba. Para aquellos perjudicados por esta transición, existen soluciones, como la compra de nuevos receptores o la opción de decodificadores que permiten seguir recibiendo la señal por un precio asequible, alrededor de 20 euros.

¿Qué opciones están disponibles para continuar viendo los canales después de este cambio en la TDT? A partir del 14 de febrero, cuando entre en vigor la modificación, aquellos con televisores antiguos tendrán varias alternativas para mantener sus servicios. Para aquellos que ya disfrutan de la televisión a través de plataformas como Movistar Plus, Vodafone, Orange..., este cambio no les afectará, ya que operan a través de internet. Es posible que incluso vean mejoras en la calidad de la emisión.

Para aquellos que aún dependen de la TDT, la opción más sencilla y garantizada para una mejor calidad de imagen es adquirir una pantalla nueva que sea compatible con las transmisiones en HD, Full HD y otras tecnologías avanzadas. Sin embargo, esta opción puede resultar costosa en un momento en el que muchas familias enfrentan limitaciones financieras.

Para verificar si un televisor es capaz de reproducir contenido en alta definición, basta con intentar sintonizar un canal que ya esté emitiendo en HD. Si la pantalla no puede mostrarlo, significa que el dispositivo está obsoleto. En cuanto a las comunidades de vecinos, no será necesario realizar ningún cambio, ya que la infraestructura ya está lista para este cambio.