POLÍTICA
30/05/2013 14:58 CEST | Actualizado 30/05/2013 17:30 CEST

Alberto Fabra contrata un entrenador personal para mejorar sus técnicas de liderazgo

EFE

Para mejorar sus técnicas de liderazgo, el presidente de la Comunidad Valenciana, Alberto Fabra, ha contratado un entrenador personal. Y todo ello, según ha justificado el Ejecutivo autonómico, en "beneficio" de los habitantes de esta región y porque el líder se "exige mucho" y "tiene un alto afán de superación".

El vicepresidente valenciano, José Císcar, ha justificado esta contratación pública. Según el diario Levante, las clases serán impartidas por el coachJavier Martínez de Marigorta y tendrán un coste de 20.000 euros.

Preguntado por si no debería ser él mismo o el PPCV el que asuma esa contratación, Císcar ha insistido en que se trata de un "esfuerzo de formación para ponerlo al servicio de los valencianos".

En este sentido, ha argumentado que el jefe del Consell "es una persona que, quien le conoce bien, sabe que se exige mucho y tiene un alto afán de superación". Así, este curso "se enmarca en ese contexto, en una formación permanente para, desde su responsabilidad como presidente de la Generalitat, dar el máximo de sí mismo en beneficio de todos los ciudadanos".

El portavoz del Consell ha explicado que lo que se pretende es una formación en materias "que luego van a redundar en beneficio de la sociedad". El objetivo, ha subrayado, es "sacar el mayor rendimiento a todas sus cualidades" y ha señalado que Fabra "destaca por su sentido común, cercanía, capacidad de gestión y su autoexigencia".

NO HAY "CONTRADICCIÓN" CON LOS RECORTES

Se trata, ha agregado, de un "esfuerzo de formación al servicio de todos los valencianos y es una práctica habitual en los dirigentes políticos de primer nivel" y una "entre presidentes del Gobierno y de comunidades autónomas".

El vicepresidente ha asegurado que desconoce si los predecesores de Fabra también han utilizado ese servicio, pero "muy probablemente sí", ha agregado.

A su juicio, no existe "contradicción" con el esfuerzo por los ajustes que se le pide a los ciudadanos.