TENDENCIAS
12/09/2014 11:51 CEST | Actualizado 12/09/2014 11:51 CEST

Equipaje perdido: cuáles son mis derechos y cómo proteger la maleta

Se estima que 21,8 millones de maletas sufrieron algún tipo de daño en los aeropuertos durante 2013 —lo que equivale a casi 7 artículos por cada 1.000 pasajeros—, según la SITA (la compañía que se encarga de buscar el equipaje perdido). Pero podría ser peor. En 2007, el año más difícil para la industria aeronáutica en cuanto a equipaje perdido, se extraviaron hasta 46,9 millones de maletas. De éstas, el 81% acabó recuperándose; el 16% recibió algún daño o fue robado; y el 3% simplemente desapareció.

Los pasajeros que realizan vuelos de conexión tienen mayor riesgo de perder su equipaje, ya que casi la mitad de todas las maletas que se extravían corresponden a vuelos con escala. A la aerolínea, devolver una maleta perdida, le cuesta unos 100 dólares (77 euros) de media más los honorarios que previamente pagó el cliente por facturar el equipaje. En España, es muy importante tramitar el Parte de Irregularidad de Equipaje (PIR) en el mismo aeropuerto, en el mostrador de la aerolínea o en los de AENA, antes de abandonarlo. De esta manera, se puede conseguir una compensación que, en función de los daños, puede alcanzar hasta 1.300 euros.

Una maleta no se considera perdida oficialmente hasta 21 días después de haber sido denunciada por primera vez, y a partir de entonces, se pueden reclamar hasta 1.300 euros. Por otra parte, si la maleta se localiza en este periodo y el dueño no recoge el equipaje antes de tres meses de haber sido localizado por la aerolínea, se pone a la venta en una subasta. Por ejemplo, las maletas perdidas en aviones de British Airways acaban en Greasby’s Auctineers, en Tooting, al sur de Londres.

En Alabama, en Estados Unidos, el Centro de Equipaje sin Reclamar (donde los artículos perdidos y no reclamados se ponen a la venta en una tienda de 40.000 m2) es una de las principales atracciones turísticas del estado. Algunos de los artículos más extraños o sorprendentes que se han encontrado en maletas perdidas son una serpiente de cascabel viva, una armadura o artefactos egipcios que datan de 1.500 a.C.

Hay personas que se ganan la vida comprando en una subasta equipajes sin dueño, y vendiendo luego el contenido. No obstante, lo que se pueda encontrar en estas maletas es toda una lotería: uno no puede inspeccionar previamente lo que hay dentro de las bolsas antes de hacer una oferta.

35 EUROS POR DÍA DE PÉRDIDA

Si tu equipaje no llega a su destino, la aerolínea está obligada a cubrir el coste de los elementos básicos que puedas necesitar mientras esperas a que lo encuentren. Las compañías son bastante particulares con lo básico, por lo que es mejor ceñirse a artículos de aseo y ropa interior antes de derrochar en un nuevo vestuario de diseño... En cualquier caso, es conveniente guardar todos los comprobantes de compra. La mayoría de aerolíneas ofrecen una retribución de 50 dólares (alrededor de 35 euros) al día cuando se pierde una maleta. Algunas compañías aéreas pueden dar un pago en efectivo por adelantado y otras, en cambio, prefieren reembolsar una vez presentados los recibos.

Bajo las reglas del Convenio de Montreal, la responsabilidad de las compañías aéreas está limitada a aproximadamente 1.000 libras (1250 euros) por maleta. En realidad, pocas personas consiguen tanto, por lo que siempre es mejor asegurarse de que el seguro de viaje ofrece una cobertura adecuada.

Si una aerolínea pierde tu equipaje, probablemente te sugerirán que presentes una reclamación a tu compañía de seguros. Sin embargo, ten cuidado porque algunas pólizas no cubren tu equipaje si éste está bajo responsabilidad de la compañía aérea. Lee la letra pequeña para ver cuál es el caso de tu aseguradora.

TRES CONSEJOS PARA PROTEGER TUS COSAS

— Si tienes tarjetas de visita, es mejor poner una dentro del equipaje. De esa manera, si la etiqueta se cae o se pierde, podrán ponerse en contacto contigo. Si eres reacio a mostrar tu dirección en una etiqueta de maleta, sería importante incluir por lo menos un email o número de teléfono móvil.

— Lleva una foto de tu equipaje en el teléfono. Porque hay maletas muy parecidas entre ellas (negras, con ruedas, etc.), pero si tienes una foto a mano, en caso de tener que presentar una denuncia, te ayudará a describir la tuya con facilidad.

— Si realmente estás preocupado por si pierdes tu equipaje, también puedes decantarte por comprar un dispositivo móvil localizador. El Bluetrack Prime 1300, por ejemplo, cabe discretamente en tu bolso y utiliza la tecnología GPS, lo que permite localizarlo en cualquier parte del mundo.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR: