NOTICIAS
22/09/2014 09:14 CEST | Actualizado 22/09/2014 14:19 CEST

Aguirre, "contenta" por contar ante el juez "todo" lo que ocurrió "ese día fatídico"

La presidenta del PP de Madrid, Esperanza Aguirre, ha declarado este lunes como imputada ante el juez por un delito de desobediencia en relación al incidente de tráfico que protagonizó el pasado 3 de abril, tras aparcar su vehículo en un carril bus de la calle Gran Vía y huir después de la policía.

A la salida de los Juzgados ha subrayado que "por fin" ha declarado "absolutamente todo lo que ocurrió ese día". "He contestado a las preguntas del juez, de la acusación particular. La declaración se ha grabado y tendrán acceso a ella cuando proceda", ha dicho.

Acompañada por su letrado, el abogado José Carlos Velasco, Aguirre llegó a los Juzgados sobre las 10.20 horas para declarar ante el juez Carlos Valle, manifestando a los periodistas que pretendía contar todo lo ocurrido aquel "fatídico día" para ella.

GRITOS DE "PIJA" Y "LADRONA"

Al abandonar el juzgado, rodeada por unos setenta periodistas, varias ciudadanos que han aguardado a su salida la han increpado con gritos como "sinvergüenza", "ladrona" o "pija".

La comparecencia, que se ha prolongado durante unos 40 minutos, se ha producido por un delito de desobediencia, contemplado en el artículo 556 del Código Penal. Durante la declaración, cerca de un centenar de miembros de seguridad, entre vigilantes, guardaespaldas y policías municipales, se encontraban en los pasillos junto a la sala de audiencia del Juzgado de Instrucción número 14 de Madrid.

A su salida, la esperaban a las puertas de las dependencias judiciales más de un centenar de periodistas. Entre un tumulto de personas, la presidenta del PP de Madrid ha manifestado que está "muy contenta" por haber venido a declarar, ya que "la infracción" que cometió y por la que ya pidió perdón se produjo el 3 de abril y ya estamos a 22 de septiembre.

Ante las dificultades para realizar una declaración ante los medios por la marabunta de medios, ha insistido en que "todo" lo que tenía que decir se lo ha dicho al juez y ha respondido, a preguntas de algunos periodistas, que ya ha contestado si esto podría afectar a su carrera política.

ABIERTAS DILIGENCIAS

Antes de declarar, Aguirre ha querido aclarar que el juez de la Audiencia Provincial de Madrid no ha dicho que se haya cometido un delito, sino que se abran diligencias.

En el auto de incoación de las diligencias, Valle exponía que los hechos 'presentan características de la posible existencia de una infracción delictiva. Pese a la postura del magistrado de instruir los hechos como un juicio de faltas, la Audiencia de Madrid ordenó al juez instructor abrir un procedimiento abreviado al calificar los hechos como un delito del artículo 556 del Código Penal.

Estas diligencias no implican, sin embargo, que la causa acabe siendo instruida como un juicio de faltas o que se archiven las mismas. Además de la expresidenta de la Comunidad de Madrid, el 30 de septiembre declararán ante el juez como testigos los agentes de movilidad y policías municipales presentes en el incidente.

Aguirre, por su parte, ha afirmado en varias ocasiones durante el proceso que estaba deseando prestar declaración judicial para aclarar el suceso ocurrido el pasado 3 de abril. Ese día, en la confluencia de las calles de Gran Vía y la plaza de Callao, Aguirre, que había estacionado mal su vehículo, dijo a los agentes: "¿Qué pasa? ¿Multita y bronquita? Venís por mí porque soy famosa. Tienes la placa. Denuncia al vehículo".

A continuación se marchó del lugar sin aportar toda la documentación que se le requirió, haciendo caso omiso a las autoridades que le dijeron que no podía irse. Además, colisionó con una de sus motos y se marchó sin atender a las indicaciones de los policías municipales que la siguieron, según ha señalado la Audiencia de Madrid.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

EL HUFFPOST PARA ALIEXPRESS