INTERNACIONAL
01/05/2018 20:44 CEST | Actualizado 01/05/2018 20:49 CEST

Al menos 27 muertos por la explosión de dos bombas en el noreste de Nigeria

Un suicida se inmoló en los alrededores de una mezquita; los supervivientes huyeron a un mercado cercano y allí se toparon con el segundo ataque.

Al menos 27 personas murieron hoy por la explosión de dos bombas en la localidad de Mubi, en el noreste de Nigeria, en el que se sospecha que se trata de un atentado suicida perpetrado por dos menores integrantes del grupo yihadista Boko Haram, informaron a la Agencia Efe los servicios de emergencias.

Se estima que hay al menos 66 heridos y, según las fuentes, 23 personas murieron en la escena del ataque y otras tres fallecieron posteriormente en el hospital.

(Puedes seguir leyendo tras el mapa...).

El suceso ocurrió pasado el mediodía; una de las explosiones ocurrió en una mezquita, mientras los musulmanes se preparaban para las oraciones de la tarde, y la otra en las inmediaciones del popular mercado de Gonjo. "Una explotó justo dentro de la mezquita a las 13 horas (la misma hora en la España peninsular) y la otra fuera", explicó a la citada agencia Othman Abubakar, portavoz de la policía del área.

Según la BBC, citando a un testigo llamado Abdullahi Labaran, un primer atacante se mezcló con los fieles y detonó sus explosivos poco antes de que comenzara el rezo. Las personas que estaban en la mezquita huyeron hacia un mercado próximo, donde golpeó el segundo bombardero.

Zona castigada

Mubi está en el estado de Adamawa, ubicado en la región noreste del país (fronterizo con Camerún), donde los ataques terroristas de Boko Haram mataron a más de 20.000 personas en los últimos años y han ocasionado alrededor de 2 millones de desplazados. Adamawa es vecina de Borno, el estado que vio nacer al grupo yihadista en 2009 y el más golpeado por el terrorismo.

Boko Haram, que en lenguas locales significa "la educación no islámica es pecado", lucha por imponer un Estado de corte islámico en Nigeria, país de mayoría musulmana en el norte y predominantemente cristiana en el sur.

En los últimos tiempos sus tácticas se han centrado en ataques esporádicos a puntos débiles como mercados, mezquitas, iglesias y escuelas. El de hoy coincide con el lanzamiento de una campaña militar para poner fin a la amenaza del grupo terrorista en el país.

El presidente nigeriano, Muhammadu Buhari, declaró en 2016 que los yihadistas habían sido mayoritariamente derrotados pero en el último año desplegaron numerosos ataques en el área, incluido el secuestro de más de un centenar de niñas en una escuela en el área de Dapchi (en el estado de Yobe, también al noreste).

La vida tras un secuestro de Boko Haram

QUERRÁS VER ESTO

Boko Haram, una guerra contra ellas.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

- Boko Haram cuadruplica el uso de niños como bombas humanas

- Este año no podemos olvidar a las víctimas de Boko Haram

- Un centenar de estudiantes desaparecidas tras un ataque de Boko Haram en Nigeria

- Xavier Aldekoa: "El día que la mujer y la educación vayan de la mano, África será más libre"

NOTICIA PATROCINADA