Bronca en el Congreso después de que Irene Montero acuse al PP de "promover la cultura de la violación"

Bronca en el Congreso después de que Irene Montero acuse al PP de "promover la cultura de la violación"

La presidenta de la Cámara Baja reprende a la ministra tras sus palabras.

Tremenda bronca política en el Congreso de los Diputados después de que la ministra de Igualdad, Irene Montero, haya acusado al PP de promover “la cultura de la violación” al criticar la campaña contra la violencia de género del gobierno de Galicia.

Ha sido tras las críticas de la diputada del PP Belén Hoyo sobre la rebaja de penas por la ley del ‘sólo sí es sí’, en la que la parlamentaria ha criticado la reforma y se ha preguntado “qué más tiene que pasar”. ”¿Cuántos agresores sexuales se tienen que beneficiar para que se den cuenta de lo mal que lo han hecho?”, ha agregado.

En su respuesta, Montero ha asegurado que las víctimas su “principal preocupación” y ha acusado al PP de “puro cinismo” por “utilizar el dolor de las víctimas” ante “las dificultades de aplicación de la ley”.

Después, la ministra ha criticado la campaña contra la violencia de género de Galicia, asegurando que culpabiliza a las víctimas. En ese momento, Montero ha afirmado lo siguiente sobre el PP: “Ustedes promueven la cultura de la violación que pone en cuestión la credibilidad de las víctimas”.

Palabras que han provocado la reacción airada y los gritos de “vergüenza” de los diputados del PP.

La presidenta del Congreso, Meritxell Batet, tras volver a dar la palabra a Montero, le ha instado a la ministra a no utilizar dichas expresiones. “Esta presidencia considera que la expresión que ha utilizado no es adecuada en términos parlamentarios dirigida a un grupo. Les pido respeto en las expresiones que se utilizan y contención en el lenguaje. Porque debemos querer contribuir a la convivencia dentro de esta Cámara porque queremos contribuir a la convivencia fuera de esta Cámara. Les pido, en términos generales, que eviten un lenguaje inadecuado para el Parlamento, para la representación de los españoles”.

La portavoz del PP y secretaria general de esta formación, Cuca Gamarra, ha considerado “altamente ofensivo” el comentario de la ministra. “Que esté vertiendo estas afirmaciones contra un partido que ha luchado y va a seguir luchando por la igualdad en este país y por que se acabe con la violencia de género. Lo que tiene que hacer es asumir sus responsabilidades y ser un poquito más responsable, por respeto a las víctimas”, ha asegurado.

Montero, lejos de rectificar su frase, ha contestado así: “No sé cómo llaman ustedes a decirle a una mujer que vigile su copa en lugar de poner el foco en el agresor como han hecho usted en la campaña en Galicia. Pónganle ustedes el nombre”.

″¡Qué vergüenza! ¡Ayer hubo una expulsión aquí!”, se quejaban algunos diputados tras lo sucedido en referencia al incidente que tuvo lugar este martes con al partido de extrema derecha Vox, cuando una de sus diputadas le fue retirada la palabra tras llamar “filoetarra” a otros diputados.

Después, en los pasillos del Congreso, Gamarra ha asegurado que Montero “no puede estar ni un minuto más” en el Consejo de Ministros y ha señalado al presidente del Ejecutivo, a quien ha pedido que cese a la titular de Igualdad.

En defensa de la ministra de Igualdad ha salido la líder de Podemos y ministra de Asuntos Sociales, Ione Belarra, a través de Twitter:

“Sí, cuando culpas a la víctima de la agresión sexual porque llevaba mallas e iba a correr por la noche, estás promoviendo la cultura de la violación. Lo hace el PP y bien claro se lo ha dicho la ministra de Igualdad. Muy bien, Irene Montero”.