Gritos de "Puigdemont, nuestro presidente" en la manifestación de la Diada

Gritos de "Puigdemont, nuestro presidente" en la manifestación de la Diada

A la marcha, convocada por ANC y en la que se han oído gritos de "fuera traidores", no ha asistido el presidente catalán, Pere Aragonès.

Una pancarta en la manifestación de la Diada reza "hasta los huevos de todos, ¡Puigdemont, vuelve!".
Una pancarta en la manifestación de la Diada reza "hasta los huevos de todos, ¡Puigdemont, vuelve!".JOSEP LAGO via Getty Images

La manifestación convocada por la ANC con motivo de la Diada ha comenzado en Barcelona puntual, a las 17:14 horas (evocando el año 1714) y lo ha hecho con gritos a favor de Carles Puigdemont, el expresidente de la Generalitat, huido a Bélgica tras la declaración unilateral de independencia en 2017.

La marcha, que se celebra bajo el lema Tornem-hi per vèncer: Independència (Volvamos para vencer: Independencia), ha arrancado con gritos de “Puigdemont, nuestro presidente”, “Independencia”, “fuera traidores” y “1 de octubre, ni olvido ni perdón”.

Cánticos, los referidos a Puigdemont, que tienen un especial significado por el enfrentamiento que vive el independentismo en los últimos meses entre Junts, partido del expresidente, y ERC, actualmente en el Govern, presidido por Pere Aragonès.

Un Aragonès que, viendo el clima de crispación y división con el que se llegaba a esta manifestación, ha preferido no acudir a la misma porque considera que la manifestación se ha convocado contra los partidos y contra el Govern, cuando cree que esta presión se debería dirigir al Estado, y de la misma manera los consellers de ERC y los máximos dirigentes del partido tampoco han ido.

Sí ha participado en el acto central de ERC por la Diada, que se ha celebrado en la calle Bruc de Barcelona y al que han asistido unos 500 militantes.

En un acto propio de ERC, Aragonès ha reclamado al independentismo "inclusión" para lograr una "mayoría imparable e invencible"

Allí, ha llamado al independentismo a ser inclusivo y no excluir a nadie, para lograr una “mayoría imparable, invencible” que posibilite la independencia de Cataluña.

“Hoy salimos a la calle y saldremos cada 11 de septiembre, siempre con vocación inclusiva, de escuchar a todo el mundo y de mejorar cada día. Y hemos de construir esta mayoría imparable e invencible, la mayoría de los que sueñan y hacen posible la libertad”, ha afirmado.

Una vía inclusiva, ha proseguido el president, “con la bandera del referéndum de autodeterminación reconocido por la comunidad internacional, que nos debe abrir las puertas de la libertad. Esta reclamación o la de la amnistía la defenderemos en todas partes: en las mesas de negociación, sí, pero también en los parlamentos y hoy en la calle”.

Aragonès ha recordado que ERC es garantía de defensa de políticas sociales “transformadoras e inclusivas”. “Lo hicimos el 14 de abril de 1931 proclamando la República y lo volvemos a hacer con políticas de liberación y de construir nación desde la nueva Generalitat republicana”, ha señalado.

Y ha sacado pecho de la defensa del catalán en la escuela. “Hace unos meses nos decían: no lo conseguiréis. Y perseveramos, trabajamos alianzas, generamos consensos. Podemos decir que la escuela en Cataluña seguirá este curso plenamente en catalán, como no puede ser de otra manera en este país”, ha afirmado.

“Sabéis que la vía para conseguir la independencia es seguir trabajando para el derecho de autodeterminación, la democracia, la cohesión social y un proyecto de república que no excluya a nadie, sino que abrace a todo el mundo de este país”, ha aseverado.

El secretario general de JxCat, Jordi Turull, ha cargado veladamente contra ERC: “No puede ser que cuando tienes el resultado de las urnas te olvides de las calles”

La marcha está encabezada por la presidenta de la ANC, Dolors Feliu, y el presidente de Òmnium Cultural, Xavier Antich, sin ningún dirigente de partidos independentistas en la primera fila.

Sí han asistido el vicepresidente de la Generalitat, Jordi Puigneró; los consellers Gemma Geis y Josep Maria Argimon; el portavoz de Junts, Josep Rius, y el presidente de Junts en el Parlament, Albert Batet, junto a otros diputados de Junts, entre otros.

La presidenta de la ANC, Dolors Feliu, ha defendido, desde la cabecera de la manifestación, que la ausencia del presidente catalán, Pere Aragonès, y los consellers de ERC “no ha tenido el efecto de desmovilizar a la gente”. “La gente ha entendido que es un momento importante”, ha destacado Feliu, quien también ha señalado que la concentración es “multitudinaria”, pese a que han “corrido voces intentando la desmovilización”. Feliu ha explicado que, este año, la manifestación cuenta con un ánimo de gran reivindicación y crítica, de “cambio de ciclo para hacer la independencia efectiva”.

Por su parte, el secretario general de JxCat, Jordi Turull, ha cargado veladamente contra ERC afirmado que su partido ha pedido “inequívocamente” a sus afiliados que asistan a la manifestación, porque la “gran fuerza del independentismo” para derrotar al Estado viene “de las urnas y las calles”. “No puede ser que cuando tienes el resultado de las urnas te olvides de las calles”, ha agregado en declaraciones a la prensa antes del inicio de la marcha.