VIRALES
08/07/2019 14:59 CEST | Actualizado 08/07/2019 17:17 CEST

Ruth Lorenzo: "Vox siempre ha existido, solo que se llamaba PP"

La artista murciana ha sacado recientemente 'Underworld', su nuevo trabajo.

Carlos Pina

Política, derechos humanos o machismo en las redes. Ruth Lorenzo no tiene reparos en responder a cualquier tema. La artista murciana recibe a El HuffPost en medio de la semana del Orgullo LGTBI como lo que es, un auténtico icono en estas fechas que mueve masas al ritmo de sus canciones. Entre ellas, ya está Underworld, su nuevo trabajo con el que empieza a perfilar un futuro disco. 

Pero lejos de no mojarse, la representante de España en Eurovisión en 2014 no duda en contestar a cualquier pregunta y a arremeter contra todo lo que ella cree. Y lo hace con la misma naturalidad con la que respondió en un storie de Instagram a un usuario que le dijo “menudo pollazo tienes”

Recientemente publicó su nuevo single, Underworld…¿significa que estamos cerca de un nuevo disco? 

Ojalá. Estoy deseándolo, pero voy a ir canción por canción y poco a poco. El objetivo de un artista siempre es el de sacar nuevos discos.

¿Qué ha pretendido mostrar con esta canción?

He querido marcar mi dirección musical, hacia dónde voy. Es una canción divertida. Aunque habla de un amor muy loco de alguien que está dispuesto a ir más allá del inframundo, es desenfadada y loca.

Vuelve a ser en inglés. ¿Prefiere cantar en este idioma antes que en español?

No tengo uno más cómodo que otro. Es lo que va pidiendo cada canción, me van saliendo solas.

Javier Ortega Smith aseguró en campaña de las municipales que mandarían el Orgullo a Casa de Campo, ¿qué le tiene que decir como uno de los grandes iconos del colectivo?

No nos moverán. 

¿Es esta la actuación más especial que ha hecho en un Pride? 

Todos lo son, pero este sí que es verdad que ha sido muy emotivo. Ver a la gente salir a la calle a pesar de todo lo que está pasando es maravilloso.

Cambiando un poco de tercio, Amaia ha confesado que Eurovisión fue agobiante y que no se sintió cómoda… ¿estuvo a gusto o también se vio superada?

Cada artista es un mundo y ella fue bajo unas directrices, no fue ella en sí. Amaia es muy artista, si va a Eurovisión tiene que ir con su propia propuesta para hacer un papel que pueda defender y que con el paso de los años se sienta orgullosa. A mí ella me encanta.

No todos los músicos están hechos para ir al festival, pero creo que si hubiera llevado su propuesta, su recuerdo sería mucho mejor. Yo fui con una mía y mi recuerdo es maravilloso.

Carlos Pina

Desde 2005, solo Pastora Soler ha conseguido igualar su décima posición. La mayoría de los años no hemos conseguido bajar ni del puesto 20, ¿es verdad que elegimos mal las canciones que llevamos?

Apuestan por hacer cosas diferentes cada año y por supuesto que hay errores y aciertos. 

Hace escasos días arrasó con su respuesta a un comentario machista en Instagram, ¿es habitual encontrarse este tipo de mensajes? 

En cuanto haces un live y es de noche te salen muchos trolls. Este señor no solo me comentó eso, me dijo que le enseñara el culo, las tetas e incluso me dijo hail Hitler. Al final era como váyase usted a su casa y deje mi Instagram tranquilo, así que llegó un momento en el que dije hasta aquí.

Este tipo de gente no es lo habitual, pero siempre hay alguno suelto y yo tiendo a contestar. Les tienes que dar el mismo ‘zasca’. Ves a alguien que está haciendo una promoción de su trabajo con sus seguidores y entras a decir chorradas, por favor. 

¿Las redes sociales ayudan a encontrarse a este tipo de individuos?

Hay mucho cobarde. Dudo que por las calles un señor se ponga delante y me diga ‘enseñame las tetas’, porque se lleva un hostión que no lo cuenta. Detrás de una pantalla y en el anonimato todos son muy valientes. En la calle no hay tanto acosador como en las redes.

¿Sigue siendo la sociedad machista?

Estamos lejos de la igualdad de pensamiento. Estamos cada vez más cerca en la igualdad en derechos, pero cada vez más lejos en que nuestras mentes estén iguales. He estado en países nórdicos, he salido de fiesta y les comentaba a mis compañeros: ‘Aquí los hombres no te miran’. Me decían que era una falta de respeto. Estamos muy lejos de ese tipo de igualdad. 

También hay comentarios de ese tono de una mujer a un hombre, pero creo que somos distintas. Del hombre buscamos otras cosas.  

¿Puede ir a mejor de alguna manera? 

Mediante la educación. Hay que decirles a los más pequeños que somos iguales. Lo que vivimos hoy es una consecuencia de lo que se vivió ayer. Si queremos que el mañana sea diferente hay que contarles a los niños y niñas un mensaje distinto y esto no se hace. Se arrastra siempre lo mismo, no hay un borrón y cuenta nueva. 

Carlos Pina

¿Con la irrupción de Vox hemos vuelto al ayer?

Vamos a ver, Vox siempre ha existido, solo que se llamaba PP. Siempre ha habido dos partidos en España y los sigue habiendo, ahora han irrumpido los más extremistas de cada uno. La gente de Vox era parte del PP, solo que estaban mezclados y no se veían como ahora. Las ideas políticas van muy lejos de las ideas humanas. Soy una persona apolítica, no creo en ella.

Siempre digo que nos hace falta una invasión alienígena para ir todos a una. En ese momento nos centraremos en avanzar como sociedad y colectivo humano.

¿Cuál es su valoración de todos los cambios políticos que se llevan sucediendo en los últimos meses?

El problema lo tiene la sociedad. El consumismo rápido y absurdo y la necesidad de llenar nuestra vida no vale para nada, solo importa tener salud y ver amanecer y anochecer cada día. La política es un gran negocio hoy en día y el consumo es un gran negocio. Yo consumo, pero intento mantener unas pautas porque nos estamos cargando nuestro planeta. Hay mucha gente que sigue sin verlo.

¿Entre ellos los que quieren eliminar Madrid Central?

Hay una serie en Netflix que se llama Strange Rock, de Will Smith, que explica el problema del CO2. Sería tan fácil si la industria energética se centrara en hacer cosas que ahorren dióxido, que los paneles solares fueran más accesibles. No sé si estaré viva, pero no quiero ver a mi planeta morir.

Ahora, somos muy absurdos en pensar que vamos a acabar con la Tierra. Somos pulgas encima de ella, tiene un sistema de inmunidad que ya está funcionando deshaciendo el hielo. No somos todopoderosos, solo la naturaleza lo es.

¿Qué cambiaría de la sociedad actual?

Modificaría la manera en la que nos vemos los unos a los otros, eliminaría todas las religiones y destruiría el dinero y pondría el trueque.

¿Y de la industria de la música?

Más mujeres al mando dentro de discográficas y más oportunidades en televisión para programas musicales.

Photo gallery Las espectaculares imágenes aéreas del Orgullo 2019 See Gallery

NUEVOS TIEMPOS