Nadia Calviño, la mano derecha de Sánchez que regresa más fuerte a las instituciones europeas

Nadia Calviño, la mano derecha de Sánchez que regresa más fuerte a las instituciones europeas

La vicepresidenta primera del Gobierno, referente y faro económico del Gobierno de coalición, ha sido elegida por el Ecofin como nueva presidenta del Banco Europeo de Inversiones y abandonará en las próximas semanas el Ejecutivo central.

Nadia Calviño saludando.Europa Press via Getty Images

Un viaje de ida y vuelta. Cinco años después de que Nadia Calviño dejara la Comisión Europea para formar parte del Gobierno de Pedro Sánchez como ministra de Economía y Empresa, la actual vicepresidenta primera, faro económico del actual Ejecutivo central, volverá a las instituciones europeas

Lo hará al frente del Banco Europeo de Inversiones (BEI) tras haber conseguido el apoyo mayoritario de los ministros europeos. Una marcha que se producirá tras haber sido uno de los principales baluartes que ha tenido el presidente del Gobierno en los últimos años. Ejemplo de ello han sido los pasos que ha ido adoptando en el último lustro.

Durante este tiempo al frente del Ministerio de Asuntos Económicos español, Calviño ya trató de pelear por la dirección del Fondo Monetario Internacional (FMI) y por la presidencia del Eurogrupo, pero, por unas cosas u otras, ninguna de las dos candidaturas terminó saliendo adelante. La última de ellas, por su postura contraria al entonces ministro holandés Wopke Hoekstra.

De Europa a Europa y tiro porque me toca

Licenciada en Ciencias Económicas por la Universidad Complutense y en Derecho por la Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED), ejerció entre 1998 y 1999 de subdirectora de Análisis y Previsiones Macroeconómicas del Ministerio de Economía y directora general de Competencia del Ministerio de Economía y Hacienda.

Al año siguiente, trabajó como jefa de Asuntos Jurídicos y Relaciones Internacionales del Servicio de Competencia del Ministerio de Economía y Hacienda. Paso previo a su salto como directora general de Competencia, hasta que en 2006 ostentó su primer cargo en Bruselas.

Durante 12 años, Nadia Calviño ejerció como subdirectora general de Competencia de la Comisión Europea, como directora general de Mercado Interior de la Comisión Europea y, su, hasta ahora, último puesto europeo, como directora general de Presupuesto de la Comisión Europea.

La actual vicepresidenta primera se conoce de primera mano las instituciones europeas y el verano de 2019, ya en el Gobierno de Sánchez, trató de hacerse un hueco en la dirección del FMI, pero no logró el apoyo necesario.

Una "enorme pérdida" para el Gobierno

"Una enorme pérdida en lo personal y en lo político". Con esas palabras definió Pedro Sánchez la salida de Calviño antes de conseguir los votos favorables para ser elegida presidente del BEI. Y, la verdad, no es para menos.

Desde que en 2018 recibió la llamada del presidente del Gobierno, Calviño se ha convertido en el referente económico del Ejecutivo central. Nunca ha militado en el PSOE ni ha formado parte de las listas a las elecciones generales, pero Sánchez siempre la ha escogido como su mano derecha durante las últimas legislaturas.

Su escalada en Moncloa ha sido total, pasando de ser de vicepresidenta tercera, en enero de 2020, vicepresidenta segunda, en marzo de 2021, a vicepresidenta primera, desde julio de 2021. Un puesto que ha ostentado junto al Ministerio de Economía y Transformación Digital en los últimos dos años y medio.

Su fuerte experiencia europea le ha llevado a convertirse en la candidata perfecta de España al liderazgo del BEI con la mejor carta de presentación posible tras coordinar el plan de recuperación, transformación y resiliencia y la mejora de la actividad económica y el crecimiento del país en la eurozona.

Nadia Calviño regresa a las instituciones europeas y deja al Gobierno a la espera de saber quién se encargará del Ministerio de Economía y qué ministro o ministra poseerá la Vicepresidencia primera del Gobierno.

También te puede interesar...