POLÍTICA
23/07/2013 18:02 CEST | Actualizado 23/07/2013 18:02 CEST

Colectivos homosexuales y varias comunidades cargan contra los criterios de reproducción asistida

EFE

Varias comunidades autónomas y colectivos homosexuales han cargado contra la decisión del Ministerio de Sanidad de ligar solo a la esterilidad los tratamientos de reproducción asistida gratuitos al entender que deja fuera a las parejas de lesbianas y a las madres solteras.

La Federación Estatal de Lesbianas, Gais, Transexuales y Bisexuales (FELGTB) y la asociación de familias LGTB han presentado este martes en el Ministerio de Sanidad dos cartas en las que se solicita a la ministra, Ana Mato, una reunión urgente debido al anuncio realizado por su departamento.

Es una medida "discriminatoria e injusta", según han explicado a los medios la presidenta de la FELGTB, Boti García, y la presidenta de la asociación de familias LGTB, Gloria Fortún.

"Se trata de una medida injusta, excluyente, que no promueve la maternidad y que no es acorde con los principios de la Constitución. Además, no atiene a la salud de las personas, sino a su derecho a tener una descendencia biológica", señala la misiva, que denuncia que es "una medida netamente sexista porque el derecho de una mujer no puede depender nunca del hombre que tenga o no su lado".

LAS AUTONOMÍAS CRÍTICAS

Las comunidades de Andalucía, el País Vasco, Canarias y Asturias también han criticado esta decisión adoptada por Sanidad y la mayoría de autonomías en el Consejo Interterritorial de Salud.

La consejera andaluza, María Jesús Montero, ha asegurado que su comunidad y las otras tres autonomías mantendrán los criterios para las mujeres a la hora de aplicar tratamientos de fertilidad en la sanidad pública.

Según la responsable andaluza, el Ministerio no ha aceptado la propuesta de estas comunidades de incorporar "la realidad social" de algunas mujeres, en referencia a las lesbianas y las mujeres sin pareja, a las técnicas de reproducción asistida.

Ha dicho que el argumento incorporado por el Ministerio es que el sistema sanitario "solo tiene que ser" para recuperar la salud de las personas.

El consejero de Sanidad del Principado de Asturias, Faustino Blanco, ha rechazado también esta limitación porque es una medida que "restringe derechos" a estos colectivos.

El País Vasco ya había anunciado previamente que su comunidad va a mantener los tratamientos de fertilidad a las mujeres solteras y lesbianas.

ESPACIO ECO