POLÍTICA
15/02/2014 14:00 CET | Actualizado 15/02/2014 14:36 CET

Hallan los cadáveres de otros dos inmigrantes en playas de Ceuta

REUTERS

La Guardia Civil de Ceuta ha localizado este sábado los cadáveres de otros dos inmigrantes subsaharianos en aguas jurisdiccionales españolas, con lo que son ya 15 el número oficial de muertos el pasado día 6.

Los agentes encontraron el primer cuerpo a las 10.15 horas, a unos 500 metros de la orilla de la playa de La Ribera. El cadáver corresponde a un hombre de unos 20 a 30 años y carente de documentación.

El segundo cuerpo fue hallado a las 13,00 horas en las inmediaciones de la playa de La Almadraba, en aguas jurisdiccionales españolas.

Este cadáver ha aparecido a medio camino entre el espigón marítimo fronterizo del Tarajal, donde tuvo lugar el suceso y los fallecimientos, y el centro de Ceuta.

Las autoridades españolas han barajado desde el día de la tragedia la de 14 como la cifra de fallecidos el primer jueves de febrero a primera hora de la mañana. Nueve fueron localizados en Marruecos esa misma jornada. Otro llegó a la playa del Tarajal, en suelo español, el sábado siguiente. El lunes sucedió lo mismo con otro cuerpo sin vida. El pasado miércoles el Servicio Marítimo de la Guardia Civil encontró uno más en la misma zona.

Los cadáveres aparecen cada vez más lejos. Este viernes las Fuerzas de Seguridad marroquíes localizaron el décimo en su territorio a aproximadamente dos kilómetros de la frontera y este sábado han sido encontradas otras dos víctimas, de nuevo en España.

Las tres autopsias practicadas a los cadáveres recuperados por la Guardia Civil han señalado la asfixia por inmersión como la causa de sus fallecimientos, en los que no se han apreciado signos de violencia.

POLÉMICA

La actuación de la Guardia Civil el 6 de febrero en Ceuta sigue generando muchas dudas. La comparecencia este jueves del ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, en el Congreso por el trágico episodio ha levantado una auténtica polvareda política que ha colocado en el centro de la polémica al director de la Guardia Civil, Arsenio Fernández de Mesa, al que la oposición le acusa de ocultar la verdad, dado que un primer momento negó el uso de pelotas de goma.

Todo ello por el reconocimiento del ministro de que la Guardia Civil usó pelotas de goma, botes de humo y cartuchos de fogueo para disuadir a los inmigrantes que intentaban llegar a nado a la costa de Ceuta desde Marruecos. No obstante, el ministro precisó que se lanzó este material antidisturbios desde tierra y con efecto disuasorio, y nunca contra los inmigrantes.

BRUSELAS QUIERE EXPLICACIONES

La Comisión Europea (CE) pidió este viernes aclaraciones a España sobre el lanzamiento de pelotas de goma. El portavoz de la comisaria europea de Interior, Cecilia Malmström, dijo a Efe que "espera que las autoridades españolas faciliten más aclaraciones acerca de esta cuestión seria".

Con anterioridad, la comisaría señaló a través de su cuenta de Twitter, que estaba "muy preocupada por el uso de pelotas de goma por parte de la policía fronteriza española para disuadir a los inmigrantes en Ceuta". "Espero aclaraciones de las autoridades", avisó.

Sin embargo, el Ministerio de Interior ha asegurado que Malmström no se ha puesto en contacto con el departamento que dirige Jorge Fernández Díaz para trasladar su preocupación sobre el empleo de pelotas de goma en la frontera de Ceuta, según han informado a Europa Press fuentes del Gabinete de Interior.

INDIGNACIÓN

Mientras, Amnistía Internacional ha solicitado una investigación "independiente, efectiva y exhaustiva" después de que el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, asegurara que la policía disparó balas de goma para intentar impedir la entrada de un grupo de inmigrantes en Ceuta.

"Independientemente de si los inmigrantes fueron alcanzados, corresponderá a una investigación independiente determinar si la Guardia Civil y las autoridades fronterizas actuaron adecuadamente", ha explicado la organización en un comunicado.

La Cruz Roja Española en Ceuta, por su lado, ha destacado que la tragedia supone el mayor "drama humano" de los últimos años relacionado con el fenómeno migratorio en la zona, debido al número de víctimas mortales.

El portavoz de la Cruz Roja, Germinal Castillo, ha afirmado a Efe que la cifra de muertos supone una de las "mayores tragedias" relacionadas con la inmigración al señalar que hay que remontarse a hace más de quince años para encontrar una circunstancia parecida.

TE PUEDE INTERESAR...

EL HUFFPOST PARA IKEA