POLÍTICA
20/07/2014 14:06 CEST | Actualizado 20/07/2014 14:06 CEST

Reacciones al comunicado de ETA: "Más hechos y pruebas"

Getty

El PNV ha pedido este domingo a ETA que pase cuanto antes de los comunicados a los hechos y ha animado a la organización terrorista a que en su próximo pronunciamiento "recoja por fin el reconocimiento del daño causado".

Fuentes del PNV consultadas por EFE se han referido al comunicado de ETA publicado por Gara en el que ésta anuncia el desmantelamiento de sus "estructuras derivadas de la lucha armada", aunque mantiene "las estructuras necesarias para garantizar el funcionamiento interno" de su organización.

Para el PNV, lo que hacen falta son "más hechos y pruebas de esos hechos". Asimismo, los nacionalistas vascos han pedido a ETA "transparencia" y que ponga fin "a la opacidad que rodea a este proceso final".

También le han exigido "celeridad" y dentro de las "aportaciones" que anuncia en su comunicado, han animado a ETA "a que reconozca el daño que su acción ha causado a muchísimas personas y familias, y a la sociedad vasca en su conjunto".

El comunicado de ETA ha provocado la reacción de otras formaciones políticas.

PP: "NINGUNA INTENCIÓN DE DISOLVERSE"

El presidente del PP vizcaíno, Antón Damborenea, ha destacado que la banda sigue "sin entregar las armas ni esclarecer los más de 300 asesinatos" y lo que se deduce es que no tienen "ninguna intención de disolverse". Por ello, ha lamentado que se sientan "orgullosos de su pasado y quieran continuar con esas siglas".

En declaraciones a los medios realizadas celebradas en Bilbao, el representante popular ha defendido que "lo que toca" es hacer lo anunciado por el Ministerio del Interior y "continuar con la labor de la Guardia Civil, la Policía y la Ertzaintza para terminar de desmantelar la banda".

Tras advertir que la banda sigue sin entregar las armas y continúan sin esclarecerse más de 300 asesinatos, Damborenea ha considerado que lo que sí se puede deducir del comunicado dado a conocer este domingo es que "no tienen "ninguna intención de disolverse".

PSE: "QUE DEJE DE MAREAR"

El PSE-EE ha pedido a ETA que "deje de marear" a través de comunicados periódicos y le ha instado a que "se disuelva, de una vez, tras entregar las armas". Asimismo, le ha advertido que no va a entrar en el "juego de anuncios y pequeños pasos en el que se ha instalado ETA, después de que hace más de dos años y medio pusiera fin a su siniestra historia de asesinatos y coacción".

"Lo que queda de ETA debe saber que la sociedad vasca, que ha sufrido durante décadas el azote del terror, no va admitir dilaciones ni maniobras calculadas en el camino que le queda por recorrer", han señalado los socialistas.

A su juicio, ETA tiene que disolverse ya, "sin pasos intermedios", y asumir públicamente su responsabilidad por "el daño injustificable causado durante tanto tiempo a sus víctimas y al conjunto de la sociedad".

INTERIOR: DISOLUCIÓN Y DESMANTELAMIENTO

El Ministerio del Interior ha restado importancia al último comunicado y le ha exigido que se disuelva sin condiciones y desarticule todas sus estructuras criminales.

Fuentes de Interior han indicado que el mensaje de la banda "no contiene ninguna novedad". Según el departamento que dirige Jorge Fernández Díaz, lo único que espera el Gobierno de ETA es "su disolución incondicional y el desmantelamiento de todas sus estructuras criminales" y, por ese motivo, "cualquier otro comunicado no merece ninguna valoración".

GOBIERNO VASCO: "FIN VERIFICABLE"

El portavoz del Gobierno vasco y consejero de Administración Pública y Justicia, Josu Erkoreka, seguirá trabajando, como hasta ahora, para "hacer efectivo un fin verificable, ordenado, definitivo e irreversible" de ETA y, para ello, se muestra dispuesto a colaborar "con quienes en el ámbito internacional vienen trabajando para el final" de la banda.

En declaraciones realizadas a los medios de comunicación en Bilbao, Erkoreka ha destacado, además, que "la sociedad vasca ni se mereció el trato cruel que le dio ETA hasta que decidió el cese de su actividad violenta, ni se merece 33 meses después el trato que recibe por una ETA que quiere condicionar su final a sus intereses temporales".

EA: PASOS "POSITIVOS"

El secretario general de Eusko Alkartasuna, Pello Urizar, ha calificado de "positivos" los pasos dados por ETA y, aunque ha considerado que deben darse más, ha criticado que formaciones como PNV, PSE-EE y PP no los valoren e incidan en que sean "más rápidos".

A su juicio, "no estamos viendo una voluntad contraria a que esos pasos se den" por parte de la banda, mientras "sí estamos viendo que algunos están incidiendo en la velocidad cuando están poniendo todas las trabas posibles a que esa velocidad sea más rápida".

En ese sentido, ha asegurado que "si bien es cierto que aún quedan mas pasos para dar, incidir una y otra vez en ese punto a aquel que está dando pasos, más rápidos o más lentos pero pasos al fin y al cabo, y en cambio compartir argumentos con el que todavía no ha dado un solo paso desde nuestro punto de vista es hacer un flaco favor a este país".

ARALAR: EL DESARME "SE HA CONSUMADO"

El coordinador general de Aralar, Patxi Zabaleta, y la secretaria de organización de la formación, Rebeka Ubera, han destacado que el desarme de ETA "se ha consumado" y la banda "se ha convertido en una organización civil". En este contexto, han pedido que se eliminen la legislación antiterrorista y la Audiencia Nacional, y que se revisen la dispersión y "hasta la amnistía".

Zabaleta y Ubera han realizado estas declaraciones en una rueda de prensa celebrada en Bilbao en la que han realizado una valoración del último comunicado de ETA, que creen que sólo "se puede entender en el sentido de que se ha efectuado el desarme desde la unilateralidad y, como consecuencia de ello", la banda "se ha convertido en una organización civil".

Ambos dirigentes de Aralar han considerado "una noticia extraordinaria y beneficiosa para Euskal Herria" que "el desarme se haya consumado" y ETA sea ahora "una organización civil", y ha precisado que se trata de "una gran aportación en lo referente a la convivencia".