POLÍTICA
15/09/2014 17:42 CEST | Actualizado 15/09/2014 17:49 CEST

Toro de la Vega 2014: los argumentos a favor y en contra (VOTA)

EFE

'Elegido' es un morlaco impresionante de pelo negro, 600 kilos y unos cuernos imponentes. Pero no le salvarán ni su belleza ni su gran tamaño. Ha sido nombrado Toro de la Vega y, como tal, este martes será alanceado en Tordesillas (Valladolid) hasta morir.

Esta popular y muy polémica fiesta taurina de origen medieval se celebrará de nuevo a partir de las 11.00 horas en la localidad castellana. El festejo consiste en soltar al animal por las calles del pueblo para que, posteriormente, los aficionados lo conduzcan a campo abierto.

Allí es perseguido por lanceros a pie o a caballo y, si logra rebasar los límites del torneo o los lanceros no pueden abatirlo, es indultado. Pero, con los centenares de personas que participan en el festejo, el animal tiene muy pocas probabilidades de salir con vida.

(Sigue leyendo después del debate...)

Debate y participa con tu voto y tus argumentos:

Que se sepa, únicamente dos toros lograron ser indultados: 'Bonito', en 1993, y 'Presumido', en 1995. De poco les sirvió: el primero murió después como consecuencia de las heridas que había sufrido y al segundo lo mató un guardia civil cuando intentaba conducirlo de vuelta a los corrales.

El Torneo del Toro de la Vega, que habitualmente reúne a 35.000 personas en Tordesillas, fue declarado fiesta de interés turístico en España en 1980 y espectáculo taurino tradicional en 1999, pero en los últimos años ha suscitado numerosas críticas nacionales e internacionales de organismos que subrayan la crueldad, humillación, tortura e indefensión del astado.

ARGUMENTOS EN CONTRA

Entre los más críticos está el partido animalista Pacma, que este sábado organizó una marcha en Madrid a la que asistieron miles de personas para exigir la prohibición del torneo y criticar la actitud del PSOE, al frente del Ayuntamiento de Tordesillas, y del PP, que dirige la Junta de Castilla y León. En opinión de los manifestantes, los dos partidos han hecho todo lo posible para "perpetuar" la celebración.

En la misma línea, y según informa EFE, el pasado 12 de septiembre, el Congreso de los Diputados admitió a trámite una proposición no de ley promovida por Izquierda Plural para instar al Gobierno a adoptar los mecanismos legales necesarios tendentes a la supresión inmediata del Torneo del Toro de la Vega, por considerarlo "una vergüenza, carente de valor cultural y tradicional", según el texto.

Además, profesores universitarios de toda España firmaron el año pasado un manifiesto en el que aseguraban que es "un evento en el que el divertimento de unos supone el dolor, miedo, angustia y muerte de una víctima inocente". "Quienes intentan defender el terrible Toro de la Vega lo hacen simplemente porque no son lasvíctimas que perecen alanceadas. Nadie aceptaría que un evento así tuviese lugar si fuera él o ella quien debiera ocupar el lugar de la víctima", dice el documento.

ARGUMENTOS A FAVOR

El Toro de la Vega levanta tantos odios como simpatías. Muestra de estas últimas es que profesores y catedráticos universitarios se reunieron en un congreso el 5 de septiembre en Tordesillas para exaltar el valor social, histórico y etnológico de esta justa.

Hace más de un mes, profesores universitarios de España, Colombia y Portugal defendieron el "derecho a la existencia" de este festejo, tanto en su variante de tauromaquia popular como en su vertiente más comercial, siempre que se preserve "la integridad y las características consustanciales al auténtico toro de lidia, verdadero fundamento de la fiesta", según la declaración.

Quienes apoyan este torneo entienden que sin él no hay fiestas y se apoyan en la tradición: es una fiesta "ancestral", afirman. Aseguran, además, que el Toro de la Vega supone un combate a cuerpo limpio en igualdad de condiciones porque los lanceros, dicen, sólo se defienden con una lanza y el toro tiene "sus defensas naturales". Añaden que quien se opone al festejo únicamente quiere ensombrecer la fiesta popular.

POLÉMICA HASTA CON EL PREGONERO

Las posturas a favor y en contra son radicales y prueba de ello es la polémica en la que se ha visto envuelto este año el humorista vallisoletano Leo Harlem, quien había aceptado ser el pregonero de las fiestas de la localidad. Pero, tras conocerse su decisión, las críticas y las amenazas hacia él no pararon de sucederse en las redes sociales.

Hasta tal punto que Harlem tuvo que emitir un comunicado anunciando que rechazaba finalmente ser el pregonero.

"Os comunico que no realizaré el pregón de Tordesillas. Me equivoqué al aceptarlo y pido disculpas si se me ha interpretado mal. Mi trabajo consiste en entretener y hacer reír a la gente y en ningún momento molestar a nadie", afirmó.

TE PUEDE INTERESAR