POLÍTICA
16/12/2014 21:11 CET | Actualizado 16/12/2014 21:11 CET

Los planes 'pedagógicos' de Rajoy

EFE

Mariano Rajoy se prepara ya para un 2015 de infarto en el que se concentrarán las elecciones generales, autonómicas y municipales. El presidente del Gobierno sigue lanzando mensajes de que será el candidato, pero todavía no ha deshojado la margarita sobre los ‘números uno’ en las regionales y ha pedido un esfuerzo de pedagogía a los suyos.

Rajoy ha enviado estas señales este martes en la reunión que ha mantenido con el Grupo Parlamentario Popular en el Congreso, donde ha anunciado que el nuevo portavoz será Rafael Hernando, y en la copa de Navidad que ha ofrecido en el Palacio de La Moncloa.

¿Le veremos el año que viene aquí en la copa?, le han preguntado durante el evento en el complejo presidencial al presidente, a lo que ha contestado que sí. Para ello sabe que necesita volver a ganar las elecciones, por lo que ha pedido a los miembros de su Gobierno y de su partido que se expliquen en temas como la mejora de la economía, las medidas anticorrupción y Cataluña.

Salir a la calle. Esa es una de las peticiones que les ha hecho el líder a los populares, según confesaba este martes un ministro.

Con esta intención, Rajoy va a hacer una serie de movimientos. Uno de ellos es que el secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, José Luis Ayllón, va a reforzar las tareas de comunicación. Según fuentes gubernamentales, su papel estará ligado a la relación con los medios y en explicar las medidas aprobadas por el Gobierno mediante encuentros con la prensa.

Ayllón es una de las personas de máxima confianza de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, y formó parte del círculo más cercano a Rajoy durante la última legislatura de José Luis Rodríguez Zapatero.

José Luis Ayllón

TODOS PENDIENTES DE SUS MOVIMIENTOS

En este período electoral Rajoy necesitará potentes comunicadores ante la ciudadanía. Tras incluir a Alfonso Alonso en su Gobierno como ministro de Sanidad, ha decidido cubrir el puesto de portavoz en el Congreso con Hernando.

El político almeriense es un diputado muy conocido en la Cámara, no rehúye la confrontación con la oposición a cara descubierta y ha sido protagonista de algunas sonoras polémicas por sus declaraciones. “Yo soy así, no me van a cambiar”, ha dicho Hernando después de que Rajoy lo nombrase, a la vez que ha confesado que muchos le critican que sea “demasiado claro”.

Él ya tiene su puesto hasta 2015. Pero en el partido siguen muchos pendientes de que Rajoy se pronuncie sobre los candidatos a las autonómicas y municipales. No lo ha decidido todavía, ha dicho a los periodistas en conversación informal en Moncloa, pero tiene previsto escoger a los que tengan posibilidades de ganar.

En el PP madrileño y valenciano están a la espera de cualquier movimiento de Rajoy. Este lunes por la noche compartió mesa y mantel con la dirección de los populares de Madrid, pero no soltó ni prenda ante Ignacio González, Esperanza Aguirre y Cristina Cifuentes. El presidente tiene una manera propia de manejar los tiempos y ya apuró en los anteriores comicios regionales de 2011 para hacer públicos los nombres de los candidatos.

Al PP valenciano se le complica cada día más la situación. Este lunes se añadió a la lista de escándalos el procesamiento de parte de la cúpula que gobernó el partido en la época de Francisco Camps por delito electoral. A pesar de esta situación, Rajoy confiesa que no da por perdida ni la hora.

Hernando y Rajoy

NO HABLA CON MAS DESDE EL 9-N

Otro de los temas que más preocupa en el Gobierno es la situación de Cataluña. El presidente no habla con el jefe del Ejecutivo autonómico, Artur Mas, desde la consulta del 9-N.

El jefe del Ejecutivo visitará de nuevo Cataluña el próximo mes de enero tras haber estado el 29 de noviembre en Barcelona en un acto del partido. Fuentes de su entorno recuerdan, como ejemplo del interés por esta autonomía, que Rajoy ha estado en Cataluña hasta en 117 ocasiones en los últimos diez años. A pesar de este silencio entre los dos políticos, la relación continúa entre las instituciones principalmente a través de los ministerios.

Rajoy mantiene su discurso de que no está dispuesto a negociar sobre la soberanía nacional y sigue insistiendo al PSOE que concrete su propuesta de reforma de la Constitución de corte federal.

El presidente del Gobierno tiene pendiente hablar con el líder de los socialistas, Pedro Sánchez, sobre la celebración del próximo debate sobre el estado de la nación, que podría celebrarse en febrero. También se ha acordado durante este martes del anterior secretario general del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba, ya que ha confesado que considera que fue un grave error su marcha de Ferraz.

Pero no solo está pendiente el Gobierno de la política interna y sigue con especial interés lo que está sucediendo en Grecia ante la inestabilidad política del país y la posibilidad de que se anticipen las elecciones generales, con los consiguientes movimientos en los mercados. En este panorama, Syriza aparece como la formación que podría hacerse con el Ejecutivo heleno. En Moncloa consideran que esta formación está más consolidada que su ‘equivalente’ español, Podemos.

Rajoy tiene muchos frentes abiertos… y apenas unos meses para solventarlos. Le toca pensar mucho durante esta Navidad.

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR...

Photo gallery Políticos de niños See Gallery

#CuandoElDescansoEsUnSueño