POLÍTICA
17/06/2015 13:41 CEST | Actualizado 17/06/2015 13:41 CEST

El Ayuntamiento de Madrid repartirá dos comidas diarias a 2.071 niños

EFE

El Ayuntamiento de Madrid ha anunciado que hará llegar dos comidas al día a un total de 2.071 menores de entre 3 y 14 años cuyos padres o tutores han solicitado ayuda para su alimentación, y ha pedido a la ciudadanía que tenga una actitud "más proactiva" y reclame ayuda si lo necesita.

Así lo ha anunciado la alcaldesa, Manuela Carmena, tras reunirse con los trabajadores sociales de las Juntas Municipales de distrito, encuentro al que ha asistido también la concejala de Equidad, Derechos Sociales y Empleo, Marta Higueras.

Carmena ha explicado que estas comidas preparadas que se harán llegar a los domicilios de los menores (una comida y una cena) tendrán un coste total para este año de 388.500 euros, muy por encima del dinero que se invirtió en esta materia el pasado ejercicio, que ha dicho que fue de 258.000 euros (sólo se repartían comidas, no cenas).

UNA INICIATIVA POR "RESPONSABILIDAD"

Esta iniciativa responde, según ha dicho Carmena en rueda de prensa, a la "responsabilidad" del Ayuntamiento de garantizar la alimentación de los menores, una de las medidas que Ahora Madrid había llevado en su programa electoral como cuestión prioritaria.

De esta forma, el Ayuntamiento no abrirá los comedores escolares durante el verano, pero atenderá las necesidades alimenticias de los menores con el reparto de dos comidas a domicilio. Carmena ha anunciado que prevé aumentar el número de beneficiarios de esta medida y aumentar la edad hasta la que se les repartirá comida (hasta los 18 años).

No obstante, ha admitido la dificultad de llegar a todo el mundo teniendo en cuenta que no hay una homogeneización de los informes sobre pobreza de las distintas organizaciones sociales, cuestión que confía que se resuelva cuanto antes para tener datos objetivos y fidedignos de cuántos menores necesitan ayuda para alimentarse.

CHEQUEOS DE SALUD

Junto al informe de cuántos menores necesitan esta asistencia, Carmena ha opinado que "en breve" habría que homogeneizar las cifras de los que sufren malnutrición.

"Quizá haya que hacer también chequeos de salud para saber cómo están los niños", ha agregado, tras asegurar que le gustaría hablar con los trabajadores sociales y "muy especialmente con el vicario social, José Luis Segovia", de la Archidiócesis de Madrid, para que entre todos se elabore una base de datos definitiva sobre las necesidades de los menores de la capital.

La alcaldesa ha señalado que para este verano, además del reparto a domicilio de comidas, se ofertarán 25.000 plazas de actividades en centros de vacaciones, pero no se abrirán colegios.

Ha explicado que no ha sido necesario mover ninguna partida presupuestaria para garantizar estos servicios porque "el dinero estaba" y "el Ayuntamiento saliente era consciente de la necesidad de abordar esta emergencia".

TE PUEDE INTERESAR

NUEVOS TIEMPOS