VIRALES
05/09/2018 18:27 CEST | Actualizado 05/09/2018 18:46 CEST

La última ocurrencia de Vox, el pin parental, desata el cachondeo en redes: "¿No os da vergüenza soltar tal gilipollez?"

"¡Viva el Medievo!"

VOX

VOX ha dado con la clave para que el rojerío los profesores dejen de meter mierda adoctrinar a los lozanos niños españoles: el pin parental. El partido de ultraderecha se ha propuesto ayudar a las familias de bien para que sus hijos no sean convertidos en homosexuales en las escuelas. La idea solo merece la pena... si es para fijarnos en el inmenso cachondeo que ha provocado en redes.

Así es como VOX describe su idea en su página web: "El PIN PARENTAL es una solicitud que va dirigida a los directores de los centros educativos en los que estudian nuestros hijos, con tal instancia solicitamos a la dirección que nos informe previamente, a través de una AUTORIZACIÓN EXPRESA sobre cualquier materia, charla, taller o actividad que afecte a cuestiones morales socialmente controvertidas o sobre la sexualidad, que puedan resultar intrusivos para la conciencia y la intimidad de nuestros hijos, de tal modo que como padre o madre pueda conocerlas y analizarlas de antemano, reflexionar sobre ellas y en base a ello dar mi consentimiento o no, para que nuestro hijo asista a dicha formación".

En Twitter, la formación liderada por Santi Abascal ha "vendido" la idea como un instrumento para aquellos padres que quieren educar a sus hijos "en sus valores", en contraposición a la "ideología de género".

Como era de esperar, la idea ha generado todo tipo de opiniones en redes y bromas, muchas bromas: