TENDENCIAS
26/01/2019 11:56 CET | Actualizado 30/01/2019 11:10 CET

Seis señales del lenguaje corporal a las que prestar atención en la primera cita

Los expertos explican en qué te debes fijar cuando conoces a una persona.

Thomas Barwick via Getty Images

Las primeras citas están llenas de misterio: ¿se ha inclinado hacia delante para acercarse a mí o a su plato de comida? ¿Esa segunda referencia a su ex significa que ya no le gusta o tampoco ha sido para tanto?

La cita puede parecer llena de mensajes contradictorios, pero leer el lenguaje corporal te será útil. El ser humano no tarda mucho en darse cuenta de si le gusta una persona. La antropóloga Helen Fisher, de la Universidad Rutgers, afirma que una persona sabe en cuestión de un segundo si siente atracción física o no por otra persona a través de señales no verbales.

A continuación se enumeran seis señales del lenguaje corporal a las que debes prestar atención en una primera cita, según los expertos.

1.- Se inclina hacia ti

Si tu cita se inclina todo el rato hacia ti, es probable que sea su forma no verbal de decirte que le interesas y le atraes. Esto se cumple sobre todo si es una quedada grupal y aun así se inclina hacia tu lado, según el experto en lenguaje corporal y psicoterapeuta Paul Hokemeyer.

"Una persona que se inclina hacia ti revela su interés en quién eres, qué tienes que decir y lo adictiva que le resulta tu forma de ser. Es una muestra de que quiere más de ti. Por el contrario, si se echa para atrás instintivamente cuando te acercas, es una señal de que hay algo en ti que le resulta amenazante o poco atractivo", explica a la edición estadounidense del HuffPost.

2.- El contacto visual es intenso

La relación entre el contacto visual prolongado y un vínculo intenso no solo es materia prima para las canciones de amor, también la ciencia confirma que es real.

Una mirada fija puede acelerar la proximidad entre dos personas. En un estudio de 1987 ampliamente citado, el psicólogo social Arthur Aron hizo que diversas parejas de desconocidos preguntaran y respondieran a 36 preguntas de creciente naturaleza emocional ("¿Repasas lo que vas a decir antes de hacer una llamada de teléfono? ¿Por qué?" y otras preguntas con mayor carga emocional, como "¿Cuándo fue la última vez que lloraste delante de otra persona? ¿Y a solas?"). En una versión del estudio, los participantes se miraban en silencio a los ojos durante cuatro minutos.

El test generó tanta intimidad emocional entre las parejas que seis meses después, una de esas parejas ya eran matrimonio.

Sobra decir que a no ser que sea una mirada repelente, una mirada firme es una buena señal. También lo son las pupilas dilatadas. Los estudios han demostrado que las pupilas están más dilatadas de lo normal cuando te entusiasma algo o alguien.

"Si sus pupilas se dilatan cuando te mira es que le encanta lo que está viendo. Si se contraen es que la vista no le agrada demasiado", señala Traci Brown, experta en lenguaje corporal y autora de Persuasion Point: Body Language and Speech for Influence.

3.- Coloca su cuerpo en otra dirección o utiliza barreras corporales

Sí, poner barreras corporales es tan mala señal como parece. Los expertos hablan de esta clase de lenguaje corporal como "lenguaje de distanciamiento". Cuando una persona se siente conectada con alguien, es más probable que se ponga recto hacia esa persona o que se coloque con los hombros, rodillas y pies apuntando en su dirección. Si no le interesa, hace lo contrario, sostiene Lisa Mitchell, experta en lenguaje corporal e interrogadora forense.

"Cuando una persona no siente ninguna conexión, se distanciará voluntariamente utilizando la posición del cuerpo como bloqueo, haciendo cosas como cruzarse de brazos frente al torso o cruzar las piernas y tirar de las rodillas ligeramente hacia atrás para crear una barrera con la otra persona", expone.

4.- Sus pies apuntan hacia ti

Los pies dicen mucho en lo que respecta a la atracción. Si los dedos de los pies apuntan hacia dentro, esa persona busca encogerse y hacerse más accesible e inofensiva.

"Si los pies de tu cita apuntan hacia dentro y en dirección a ti, es una buena señal. ¿Señalan hacia la puerta? Mala señal si te gustaba esa persona: está deseando irse", advierte Brown.

Brown también añade que el concepto es el mismo al cruzar las piernas.

"Si las tiene cruzadas hacia ti, le gustas. Si las tiene cruzadas hacia otra parte, quiere salir de ahí lo antes posible", señala.

5.- Se le escapan microexpresiones faciales negativas o sonrisas forzadas

Las microexpresiones son expresiones sutiles que suceden en cuestión de un quinceavo o veinticincoavo de segundo. Son involuntarias y exponen las verdaderas emociones de una persona. Quizás a tu cita se le dé muy bien poner sonrisas falsas, pero si descubres alguna mueca mientras le estás contando algo, quizá es que no le gustas.

"Es complicado evitar que nuestras verdaderas emociones se manifiesten en el rostro. A menudo se muestran como flashes breves de la verdad antes de elegir una expresión menos conflictiva", asegura Mitchell.

6.- Le cuesta hablar

No seas muy exigente si tu cita se traba al hablar contigo. Es bastante probable de que sean los nervios y se trabe al hablar porque le interesas, apunta Hokemeyer.

"Cuando hay una atracción intensa, puede pasar que adultos muy inteligentes parezcan niños balbuceantes, así que si se tropieza al hablar o le cuesta enlazar palabras con sentido, es probable que sea porque le interesas mucho", indica Hokemeyer.

Este artículo fue publicado originalmente en el 'HuffPost' Estados Unidos y ha sido traducido del inglés por Daniel Templeman Sauco.

NUEVOS TIEMPOS