POLÍTICA
21/01/2021 19:13 CET

Así es la 'Ley Zerolo' que ha presentado el PSOE

La finalidad de la propuesta es que nadie pueda ser discriminado por razón de nacimiento, origen étnico, religión, convicción u opinión, edad u otras.

Europa Press News via Getty Images
Adriana Lastra. 

El grupo parlamentario socialista ha registrado este jueves en el Congreso una proposición de ley para la Igualdad de Trato y la No Discriminación que busca ofrecer una “protección real” contra la discriminación por razón de nacimiento, origen étnico, religión, identidad sexual u otras. Informalmente la llaman desde el partido ‘Ley Zerolo’ en homenaje al diputado socialista. 

La proposición de ley fue impulsada en su día por el fallecido diputado socialista Pedro Zerolo, y se ha presentado en otras dos ocasiones en el Parlamento sin que se haya llegado a aprobar. “No hay mejor homenaje que podamos hacerle que dar a la sociedad esta ley por la que tanto luchó”, ha subrayado la portavoz del PSOE en la Cámara Baja, Adriana Lastra, sobre una propuesta que, según precisan fuentes del grupo, no tiene nada que ver con la ley de libertad sexual impulsada por Unidas Podemos. 

Entre los morados hay un “profundo malestar” porque su socio de Gobierno ha presentado esta ley en solitario sin contar con ellos ni consultar con el Ministerio de Igualdad que dirige Irene Montero.

¿Qué dice la ley?

Con esta propuesta, los socialistas plantean regular la “carga de prueba”, de modo que sea el demandado quien tenga que aportar una justificación objetiva cuando una persona alegue discriminación y aporte indicios fundados sobre su existencia.

Además, se establecen las consideraciones de discriminación directa e indirecta y se hace referencia a la discriminación directa que supone la denegación de “ajustes razonables” a las personas con discapacidad.

Los socialistas precisan que no se trata de una ley penal sino que aborda la tutela y reparación mediante el establecimiento de sanciones administrativas, porque, dicen los socialistas, “discriminar no puede salir gratis”, y las sanciones irán gradualmente desde infracciones leves hasta muy graves.

La ley tiene como objeto esencial la incorporación en el marco jurídico español, al igual que en el resto de Europa, las directrices que la propia UE ya ha adoptado sobre el desarrollo de los artículos 1, 10, 21 y 47 de la Carta de los Derechos Fundamentales de la Unión Europea que garantizan, respectivamente, el derecho a la dignidad humana, a la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión, a la no discriminación y a la tutela judicial efectiva y a un juez imparcial.

Un comisionado para investigar la discriminación

En su texto, los socialistas plantean la creación de un comisionado denominado “Autoridad para la igualdad de trato y la no discriminación”, un organismo independiente y unipersonal, que contará con recursos de la Administración Pública, y que podrá investigar de oficio o por cuenta propia la existencia de posibles situaciones de discriminación.

La propuesta busca también ampliar el concepto de discriminación al introducir la discriminación por asociación, la discriminación múltiple e interseccional, con el objetivo de erradicar, sancionar y reparar y proteger a las víctimas, intentando combinar el enfoque preventivo con el enfoque reparador.

La finalidad de la propuesta es que nadie pueda ser discriminado por razón de nacimiento, origen étnico, religión, convicción u opinión, edad, discapacidad, orientación e identidad sexual o expresión de género, enfermedad, situación socioeconómica o cualquier otra condición o circunstancia personal o social. 

NUEVOS TIEMPOS