La respuesta de un relojero a una mujer que hizo un gesto racista arrasa en Twitter

Acumula ya más de 5.500 'me gusta'.
El inicio de este hilo.
El inicio de este hilo.
Twitter

En España sigue habiendo situaciones cotidianas, de lo menos esperadas, en las que siguen produciéndose escenas de racismo y exclusión.

Uno de esos momentos ha pasado recientemente y el usuario @M_AguilarAlba quiso contar una cosa que vio en su relojería y que compartió en Twitter haciéndose rápidamente viral. Lo hizo en un hilo que llamó en el que demostró como los prejuicios están a la orden del día y más si son con personas de otro país.

Este hombre explicó en el inicio del hilo -que acumula ya más de 5.500 ‘me gusta’- que se había encontrado con una situación difícil que quiso compartir con sus seguidores. “Ha entrado a mi tienda un chico negro bastante joven y ha comprado un reloj de gama media (150 euros). Para pagar ha sacado un buen fajo de billetes de 50. Atento y educado, me ha dado las gracias y yo a él”, comenzó el hilo.

“Justo cuando se marchaba, entraba una señora que se le ha quedado mirando de reojo con mala cara. Afortunadamente él no se ha dado cuenta”, ha añadido, para pasar a explicar lo que pasó “unos segundos después”, poniendo la conversación en los tuits.
- Ufff! ¿No te da cosa de esta gente? Son peligrosos.
- ¿Y eso? - contesto.

- Ya estás viendo como saltan la valla. Vienen a conquistarnos.
- Señora, ese muchacho es jugador del Granada C. F. Tiene más dinero que usted y que yo. Aquí lo único peligroso son sus prejuicios.

Esta conversación ya dejaba a las claras las intenciones y pensamiento de esta mujer. La respuesta de este relojero fue compartida en numerosas ocasiones en Twitter, aunque tenía trampa. “Le he mentido. Ni sé quién es, ni como se gana la vida. Sólo quería romperle los esquemas a la señora y darle una pequeña lección”, escribió este hombre.

Ante los muchos comentarios que recibió, en su mayoría indicándole que se había inventado la historia, este tuitero adjuntó una foto suya para especificar que era real. “Muchas replys (ya sabemos de quienes) que dicen que me lo he inventado. Pues bien, ese soy yo en mi relojería. Del chico o la señora no tengo fotos”, especificó.

Por último, y para finalizar un hilo que ha tenido muy buena recibida, ha escrito que “han sido 24 horas divertidas en las que he podido comprobar que hay esperanza. Que somos más que ell@s. Al final, somos personas en un mundo cada vez más complicado y radicalizado.Me habéis dado mucho amor, y siento si aún no he podido contestar a tod@s. Lo haré. GRACIAS”.

Manifestación contra el racismo en Madrid