NOTICIAS
19/05/2019 16:16 CEST | Actualizado 20/05/2019 18:43 CEST

Todo lo que tienes que saber y cinco curiosidades de la Final Four de baloncesto

La ciudad de Vitoria-Gasteiz acoge el evento más importante del baloncesto europeo.

Reuters

Solo puede quedar uno. La ciudad de Vitoria-Gasteiz acoge este domingo la final de la Euroliga de baloncesto. Todos los aficionados a este deporte dirigen sus miradas hacia la capital de Araba. Allí se enfrentan el Anadolu Efes y el CSKA por hacerse con el triunfo.

Te contamos todo lo que tienes que saber sobre la Final Four de Vitoria:

¿Qué es la Final Four?

La Final Four es la última etapa de la Euroliga 2018-2019, la máxima competición de clubes de baloncesto masculino de Europa.

¿Dónde se celebra?

En el pabellón Fernando Buesa Arena, utilizado habitualmente por el Baskonia, situado en Vitoria-Gasteiz (Araba) y con capacidad para 15.544 espectadores.

Reuters

¿Cuándo se juega?

Este domingo 19 de mayo a las 20:30 horas.

¿Quién juega la final?

El Anadolu Efes de Estambul (Turquía) y el CSKA de Moscú (Rusia).

¿Qué ha pasado con el Real Madrid?

El Real Madrid cayó eliminado (95-90) en la semifinal del viernes 17 de mayo, contra el CSKA de Moscú. Se juega el tercer puesto contra el Fernerbahçe este domingo a las 17:30 horas.

Reuters

¿Quién es el favorito?

El CSKA de Moscú, ya que ha ganado tres veces esta competición desde que se llama Euroliga y siete en total. El Anadolu Efes es la primera vez que llega a una final.

¿Quiénes son las estrellas?

Shane Larkin y Vasilije Micic son los jugadores de Anadolus Efes que más brillaron. Sergio Rodríguez y Nando de Colo son las estrellas del CSKA.

¿Dónde pueden ver los partidos por televisión?

En Movistar+.

¿Y comprar las entradas?

A través de la página web de StubHub -la tienda de entradas oficial de la Euroliga- o en una taquilla instalada en las inmediaciones del pabellón.

¿Cuánto valen las entradas?

Los abonos para toda la Final Four costaban entre 250 y 1200 euros. Además se pueden adquirir entradas de segunda mano a través de StubHub, el marketplace oficial.

Este evento ha generado mucha expectativa. Te contamos cinco curiosidades sobre la Final Four:

1. El evento dejará 50 millones de euros

La última edición de la Final Four, celebrada hace un año en Belgrado (Serbia), tuvo un impacto económico de cerca de 49 millones de euros, según la consultora Nielsen.

Esta vez los pronósticos son aún mejores, se prevé que durante los días del evento se superen los 50 millones de euros. La Final Four ha llenado los hoteles de Vitoria y los precios se han disparado. “Los alojamientos y los vuelos a España van a representar una cantidad importante. En País Vasco van a dejar entre 45 y 50 millones, en función de cómo acabe”, afirma Andrés San José Gutiérrez, responsable de StubHub en España.

Esta ciudad vasca tiene una capacidad hotelera limitada, lo que ha llevado a muchos aficionados a alojarse en Bilbao, San Sebastián o en La Rioja alavesa. “El impacto económico se ha notado también en Bilbao”, apunta San José.

Esto se notaba también en Vitoria, donde la presencia de aficionados de baloncesto era cuantiosa, pero no masiva. La lluvia tampoco ha acompañado. Algunos hosteleros de la calle Cuchillería, epicentro del poteo y la restauración en el Casco Viejo, manifestaban una sensación agridulce, ya que esperaban una afluencia mayor.

EFE
Seguidores del Fernerbahçe de Estambul toman el aperitivo en un bar del centro de Vitoria.

2. La ciudad se ha volcado con el evento

La gran afición de los vitorianos por el baloncesto, donde los seguidores del Baskonia son toda una leyenda, se ha dejado notar en las calles de la ciudad durante el fin de semana. Miles de niños y jóvenes han llenado las zonas para fans que había instaladas en el centro de la ciudad. “La ciudad se ha volcado porque un evento así te da una gran visibilidad de cara afuera y vienen aficionados de nacionalidades que normalmente no vienen”, apunta San José.

Jugadores como Felipe Reyes o Sergio Rodríguez también pasearon por la plaza España, donde se ubicaba una de ellas. Pequeños partidos de baloncesto, práctica de tiros libres, firmas de autógrafos, fotos con los trofeos... eran algunas de las actividades de la contigua plaza de la Virgen Blanca. El baloncesto se entremezcabla con el ambiente de campaña electoral, ya que el PNV y el PP tenían con sedes allí y no dudaban en dar globos a los chiquillos y panfletos a los mayores.

EFE
Un joven hace un mate en una fan zone del centro de Vitoria.

3. Los turcos son la segunda nacionalidad más numerosa

Aficionados del baloncesto procedentes de 40 países distintos han comprado entradas para la Final Four a través de Stubhub este año. La presencia de dos equipos de Turquía, el Fenerbahce y el Anadolu Efes, ha incrementado el interés de los turcos por este evento. 

“El número final de entradas vendidas todavía no lo tenemos. Ha superado las expectativas. Como has podido ver, estaba lleno de seguidores del Fenerbahce”, afirma San José.

Después de los españoles, los países que más entradas han comprado ha sido Turquía (un 6,04%), Grecia (un 5,82%), Israel (un 2,99%), Italia (un 1,93%) Francia  (un 1,69%) y Rusia (1,23%). “Son las países más aficionados al baloncesto. Ha venido bastantes fans desde Estados Unidos”, cuenta. 

EFE
Seguidores del Fenerbahce de Estambul animan a su equipo.

4. Los rusos solo quieren entradas VIP

El precio de las entradas y del alojamiento implica que no todo el mundo pueda asistir a un evento de estas características. “Normalmente las personas que vienen a un evento deportivo, como la Final Four, son aficionados que tienen un poder adquisitivo medio-alto, que se quedan varios días y a veces utilizan las vacaciones para aprovechar a hacer turismo además de venir al evento”, afirma San José.

A diferencia de otros públicos como el español, los rusos están dispuestos a pagar gran cantidad de dinero por tener la mejor experiencia posible. Si a la gran mayoría de los aficionados turcos o del Baskonia se les podía ver durante la semifinal en las partes superiores del pabellón, los rusos estaban muy cerca de la cancha.

“Había una parte de entradas para vender a empresas. Se agotaron todas las entradas VIP, sobre todo desde Rusia. El público ruso en el momento en que se agotaron las entradas VIP no quería comprar otras entradas. Durante un tiempo se fue vendiendo más despacito. El público ruso que viene aquí suele ser de nivel alto. Los gastos medios son mayores. La experiencia que quieren es VIP, demandan el mejor restaurante, el mejor hotel...”, cuenta San José.

Reuters

 5. Anne Panther, la primera mujer en arbitrar 

La alemana Anne Panther pitó durante la semifinal entre el Real Madrid y el CSKA de Moscú de la Final Four. Se convirtió así en la primera mujer en arbitrar durante la fase final de la máxima competición europea de baloncesto.

Reuters

ESPACIO ECO