NOTICIAS
15/10/2013 19:20 CEST | Actualizado 15/10/2013 21:29 CEST

La juez de los ERE decreta la responsabilidad subsidiaria de UGT y CCOO

EFE

La juez Mercedes Alaya, encargada del caso de los ERE fraudulentos en Andalucía, ha impuesto una fianza civil de 251.041 euros al dirigente de UGT Salvador Mera y de 471.352 euros al de CCOO Roberto Carmona, en sendos autos en los que decreta la responsabilidad subsidiaria de sus sindicatos.

Alaya acuerda en dos autos además la "prohibición absoluta" de que ambos salgan de España, para lo cual deberán depositar su pasaporte, así como presentarse en el juzgado dos veces al mes.

Mera y Carmona fueron detenidos la semana pasada dentro de la segunda fase de la Operación Heracles, relacionada con el caso de los ERE. En el marco de esta redada, se detuvieron a un alto cargo de la Diputación de Sevilla, varios sindicalistas y empresarios.

La fianza de responsabilidad civil equivale a la presunta petición que hicieron al dueño de la aseguradora Uniter, José González Mata, durante las negociaciones del ERE de la Faja Pirítica de Huelva, y se ha establecido tras la declaración que prestaron como imputados el pasado jueves.

Afirma Alaya que Mera, como secretario general de UGT en Cádiz, y Carmona, como secretario general de la Federación Minerometalúrgica de CCOO en Andalucía, pidieron a González Mata que les hiciera entrega de ciertas sumas de dinero.

Ambos hicieron su solicitud "a sabiendas de que las comisiones de las mediadoras procedían de fondos públicos" y afirmaron que ese pago debía "paliar los gastos que, según decían, habían tenido los sindicatos con motivo del proceso de la Faja Pirítica de Huelva".

NUEVOS TIEMPOS