POLÍTICA
08/04/2015 12:10 CEST | Actualizado 08/04/2015 12:10 CEST

La infanta Cristina firmó los papeles de Nóos "sin pedir explicaciones", según su defensa

GOBIERNO DE NAVARRA

La Infanta Cristina "se limitó a rubricar sin pedir explicaciones aquellos escritos que, muy ocasionalmente, se le solicitó que firmara en su condición de socio" de la compañía Aizoon, propiedad a medias con su marido, Iñaki Urdangarin, según el escrito de defensa al que ha tenido acceso Europa Press y que se ha presentado in extremis en los Juzgados de Palma.

"Desde el día de su constitución el único administrador de Aizoon fue Don Iñaki Urdangarin, estando completamente al margen de la dirección y gestión cotidiana de la compañía" la Infanta, sostienen sus letrados, Miquel Roca y Jesús María Silva.

Rechazan así el presunto papel de la hermana menor del Rey como colaboradora necesaria en un presunto fraude del IRPF en 2007 y 2008 a través de esta empresa: "No tuvo absolutamente ninguna intervención en el cumplimiento de las obligaciones contables y fiscales de Aizoon".

TORRES LA SITÚA EN LA GESTACIÓN DEL INSTITUTO NÓOS

La versión de la defensa de la infanta contrasta con la del exsocio de Iñaki Urdangarin, Diego Torres, que asegura en su escrito de defensa que Cristina y miembros relevantes de la Casa Real participaron en las conversaciones en las que se gestó el Instituto Nóos, cuyas actividades supervisaba el entorno de la jefatura del Estado.

Por ello, la defensa de Torres solicita que testifiquen en el juicio el Rey Juan Carlos, el Rey Felipe, la Reina Sofía, el exjefe de la Casa Real Alberto Aza y el exsecretario de las infantas Carlos García Revenga, además de otras 692 personas, entre los que incluye al presidente de Telefónica, César Alierta; la amiga del Rey Juan Carlos Corinna Sayn-Wittgenstein; la infanta Elena, su exesposo, Jaime de Marichalar; al presidente de la Caixa, Isidre Fainé, y al ministro de Educación, José Ignacio Wert.

En el texto exculpatorio planteado ante el juzgado de instrucción número 3 de Palma, en el que hoy se cierra el plazo para la presentación de los escritos de defensa de cara al juicio que celebrará la Audiencia balear, el letrado de Torres asegura que "jamás se hizo nada" sin informar a García Revenga y "a la institución que él representaba, que lo autorizaba todo, pues en caso contrario nada se acometía".

PILLALO