VIRALES
07/06/2018 12:35 CEST | Actualizado 07/06/2018 16:41 CEST

La cruel esquela de unos hijos a su madre: "El mundo es un lugar mejor sin ella"

"Ahora se enfrentará a su juicio".

"Falleció el 31 de mayo de 2018 en Springfield y ahora se enfrentará a su juicio. No será echada de menos por Gina y Jay, quienes entienden que este mundo es un mundo mejor sin ella". Aunque no lo creas, el texto con el que comienza esta noticia es parte de la esquela de Kathleen Dehmlow, firmada por sus hijos. Sí, por sus hijos.

Los primeros párrafos del obituario son de lo más comunes: hacen un repaso por su lugar y fecha de nacimiento, sobre quiénes fueron sus padres, sus hijos... Hasta el tercer y cuarto párrafo, en los que todo adquiere un tono siniestro. "Abandonó a sus hijos, Gina y Jay, quienes fueron criados por sus padres en Clements, el Sr. y la Sra. Joseph Schunk".

La esquela ha dado la vuelta al mundo, dado el odio que desprende:

"Kathleen Dehmlow Kathleen Dehmlow (Schunk) nació el 19 de marzo de 1938 de Joseph y Gertrude Schunk de Wabasso. Se casó con Dennis Dehmlow en St. Anne's en Wabasso en 1957 y tuvo dos hijos, Gina y Jay. En 1962 se quedó embarazada del hermano de su marido, Lyle Dehmlow, y se mudó a California. Abandonó a sus hijos, Gina y Jay, que luego fueron criados por sus padres en Clements, el Sr. y la Sra. Joseph Schunk. Falleció el 31 de mayo de 2018 en Springfield y ahora se enfrentará a su juicio. No será extrañada por Gina y Jay, que entienden que este mundo es un lugar mejor sin ella".

ESPACIO ECO