INTERNACIONAL
23/08/2018 02:59 CEST | Actualizado 23/08/2018 08:37 CEST

La 'defensa' de Trump: acusa a Cohen de "derrumbarse" e "inventar historias", menciona un perdón a Manafort y ataca a Obama

Y admite que los pagos a las dos mujeres salieron de su bolsillo.

Donald Trump sigue poniéndose de perfil en lo que respecta a su exabogado personal, Michael Cohen, que se declaró culpable este martes de ocho delitos e implicó al presidente de EEUU en dos de ellos.

Trump ha asegurado que el pago para acallar, durante la campaña electoral de 2016, a dos mujeres con las que mantuvo presuntas relaciones sexuales, no supuso una violación de las leyes electorales.

Después de lanzar un tuit sobre Cohen que ha dejado al mundo entero estupefacto, ha acusado al letrado de haberse "derrumbado" e "inventado historias para lograr un pacto". En el mismo tuit, lo compara a Paul Manafort, su exjefe de campaña, declarado culpable de otros ocho delitos.

Me siento muy mal por Paul Manafort y su maravillosa familia. La 'Justicia' ha cogido un caso fiscal de hace 12 años y, entre otras cosas, ha puesto una tremenda presión sobre él. Y al contrario que Michael Cohen, se ha negado a 'derrumbarse', inventarse historias para conseguir un 'acuerdo'. ¡Respeto a un hombre tan valiente!

Manafort podría pasar el resto de su vida en prisión por los delitos por los que ya ha sido juzgado y tiene pendientes otros 10 cargos y otro proceso abierto. La Casa Blanca ha insistido en que las alabanzas de Trump no significan que se esté planteando, de momento, concederle un indulto presidencial.

Pero Fox News apunta algo diferente. El canal emitirá el jueves una entrevista exclusiva con Trump y la periodista Ainsley Earhard ha adelantado que "mencionó perdonar a Manafort".

"Dijo que lo está considerando. Creo que se siente mal por Manafort. Fueron amigos, trabajaron juntos por mucho tiempo, por 100 días, y el presidente no sabía nada sobre todo el tema de los impuestos", ha explicado la periodista, en alusión a los delitos de Manafort.

Trump reconoce que el dinero de los pagos era suyo

Horas después, Trump ha cuestionado la versión de Cohen de que su pago a las dos mujeres se produjo "bajo dirección del candidato", es decir, de él. "Me enteré más tarde (del pago), más tarde", ha afirmado a la cadena Fox News.

El magnate ha cambiado el discurso bastante sobre el asunto del pago a la actriz porno Stormy Daniels. En abril dijo que no conocía ningún desembolso, en mayo lo reconoció y ahora asegura que fue hecho antes de que se lo comunicaran.

Trump alega que el pago "ni siquiera es una violación de (las leyes", porque el dinero no procedía de fondos electorales sino de sus ahorros personales. "No venían de la campaña. Procedían de mí. De hecho, lo primero que pregunté fue si procedían de la campaña. Eso podría haber sido un poco turbio", añade.

Pero el hecho de que el dinero no procediera de su aparato electoral no implica que no violara la ley, que obliga a declarar cualquier pago (incluidos los de fondos personales) cuyo fin esté relacionado con la campaña, como lo fue silenciar un escándalo sexual sobre Trump antes de los comicios.

Y de repente, Obama

Para frenar la tormenta, Trump también ha recurrido a Barack Obama, al asegurar que su predecesor "cometió una gran violación de las leyes de financiación de campañas, y eso se resolvió fácilmente".

Trump se refiere, aparentemente, a la multa de 375.000 dólares que la campaña electoral de Obama tuvo que pagar en 2013 por no haber informado en un plazo de 48 horas a las autoridades federales de la recepción de 1.300 donaciones por un total de 1,8 millones.

Pero ese caso se cerró por la vía civil con el pago inmediato de la multa, mientras que los cargos contra Cohen son criminales y se dilucidaron, por tanto, ante un tribunal.

Se disparan los rumores de imputación e impeachment

En su declaración, Cohen afirmó que su pago a las mujeres (que no identificó pero cuyas historias coinciden con las de la exmodelo de Playboy Karen McDougal y Daniels) se produjo "con el objetivo principal de influir en las elecciones" y no se declaró, lo que supone un crimen.

La mayoría de los análisis de las últimas horas en EEUU coinciden en el mismo punto: que si Trump no estuviera en el poder, ya habría sido imputado como conspirador en el pago ilegal de Cohen.

La portavoz de la Casa Blanca, Sarah Huckabee Sanders, ha subrayado en una conferencia de prensa que Trump "no ha hecho nada malo" y que no está "preocupado en absoluto" por la posibilidad de que Cohen pueda cooperar con el fiscal especial que investiga la trama rusa, Robert Mueller.

Trump "no ha hecho nada malo" y no está "preocupado en absoluto"Sarah Huckabee Sanders, portavoz de la Casa Blanca

Preguntada por si el magnate ha mentido a los ciudadanos al decir que no supo de la existencia de los pagos antes de realizarse, como alega Trump y desmiente Cohen, Sanders ha respondido: "Esa es una acusación ridícula. El presidente no ha hecho nada malo y no se han presentado cargos contra él".

La revelación de Cohen ha azuzado las especulaciones sobre la posibilidad de que los demócratas abran un juicio político contra Trump si retoman la Cámara baja tras las legislativas de noviembre, pero los líderes de la oposición han evitado por ahora hacer promesas sobre ese proceso de destitución.

Los demócratas se han centrado en pedir que se retrase el proceso de confirmación del candidato de Trump al Tribunal Supremo, el juez Brett Kavanaugh, una maniobra que la portavoz de la Casa Blanca ha tachado de "desesperada y patética".

EL HUFFPOST PARA ENDESA