BLOGS
21/12/2015 02:47 CET | Actualizado 20/12/2016 11:12 CET

Albert Rivera, empeñado en demostrar lo que se han perdido

ciudaadanos "Es un buen resultado. 40 diputados frente a los 41 que ha obtenido Podemos sin las alianzas con las plataformas y las mareas", decía Albert Rivera nada más acabar la rueda de prensa. "Estoy deseando llegar ya al Congreso y ponernos a trabajar aunque estamos en un panorama de difícil gobernabilidad".

EFE

"Es un buen resultado. 40 diputados frente a los 41 que ha obtenido Podemos sin las alianzas con las plataformas y las mareas", decía Albert Rivera nada más acabar la rueda de prensa. "Estoy deseando llegar ya al Congreso y ponernos a trabajar aunque estamos en un panorama de difícil gobernabilidad".

Su actitud no dejaba traslucir una noche dura. Relajado después del susto inicial, cuando la posibilidad de obtener 25 diputados nada más arrancar el recuento de votos tensaron el ambiente entre los dirigentes que esperaban reunidos en el Eurobuilding conocer cual había sido por fin el apoyo de las urnas.

"MUY AUTOEXIGENTE Y PERFECCIONISTA"

Han sido diez días difíciles de digerir, en los que Rivera, que es "muy autoexigente y perfeccionista" como señala una persona de su máxima confianza, no ha dejado de preguntarse qué ha pasado para que las encuestas de opinión les pasasen a situar en cuarto lugar después de haberles dado empate con PP y PSOE. Nada de lo que vaticinaban a finales de noviembre los sondeos se ha cumplido."Ha habido mucha volatilidad, ayer mismo seguía habiendo un 16% de indecisos", apuntaba José Manuel Villegas, jefe de gabinete de Rivera.

Su desafío ahora, una vez que Podemos se ha revelado líder de los emergentes, es demostrar lo que se han perdido quienes en el último momento decidieron no otorgar su voto a Ciudadanos. Y para conseguirlo, su objetivo es que el Parlamento proporcione visibilidad a las propuestas por las que van a pelear como la ley electoral, tal y como ha advertido Rivera nada más iniciar la rueda de prensa: "Hoy los votos de Ciudadanos valen la mitad y tenemos cuarenta diputados para iniciar un nueva ley electoral".

"VAMOS A HACER UN BUEN TRABAJO"

Villegas, su mano derecha, insistía también que "vamos a hacer un buen trabajo, estoy seguro" como si fuera la meta en la que centrarse.En los cálculos del líder de Ciudadanos no cabe ya pacto alguno y solo quiere demostrar el potencial de cambio que tiene el partido a pesar de no cumplir con las expectativas.

Ignacio Aguado, Begoña Villacís y Francisco de la Torre se mostraban satisfechos de unos resultados que a sus propios afiliados les habían ido cayendo como un jarro de agua fría. En los corrillos, los simpatizantes con bufandas o jerseys naranjas le daban vueltas al momento en el que se torcieron las cosas. Consuelo, una afiliada madura, tenía claro que el debate a cuatro perjudicó a Rivera porque "Albert estuvo muy nervioso, moviéndose mucho e impaciente porque los otros no le dejaban hablar y explicarse. Eso no es lo que se espera de un futuro presidente. Y hay que reconocer que Podemos ha hecho una buena campaña. Hoy estoy decepcionada". Lo que más dolía a los militantes era que Iglesias hubiera arrebatado a Rivera la posibilidad de liderar el cambio prometido por los emergentes, reeditando la clásica pugna del bipartidismo.

La posibilidad de celebrar un referéndum en Cataluña, como ha prometido Podemos, es claramente una línea roja que no van a traspasar. Así su hipotético apoyo a una coalición con el PSOE y Podemos queda descartado. Aunque varios de sus dirigentes no ocultan que pactar con Sánchez hubiera sido una posibilidad de haber logrado otros resultados ambos partidos y están bastante convencido de que el PSOE se abstendrá, como ellos, en la investidura de Rajoy.

"No creo que ni la vieja guardia ni algunos de los nombres más relevantes del equipo de Sánchez permitan un pacto con Podemos", decía uno de los próximos diputados de Ciudadanos. Marta Rivera de la Cruz hacía cálculos ante las resultados que aparecían en las pantallas de televisión. Igual Pedro Sánchez no está tan dispuesto a dejar pasar su oportunidad.

ESPECIAL PUBLICIDAD