POLÍTICA
26/01/2014 21:35 CET | Actualizado 27/01/2014 10:48 CET

La clase media, "una especie en extinción" en España: ¿Qué consecuencias tiene?

PHOTOS.COM

España, como un reloj de arena. La clase alta y la baja cada vez más separadas. Y, en el centro, una clase media empobrecida, incapaz de cubrir la brecha. Ese es el panorama que dibujan en los últimos años los estudios e indicadores sobre desigualdad en nuestro país, que reflejan en la sociedad una tendencia creciente hacia la polarización de los ingresos.

Por ejemplo, según el índice de Gini, que es el indicador más utilizado para medir el nivel de igualdad, España es ya el segundo país más desigual de la Unión Europea, sólo superado por Letonia. En 2012 ocupaba el tercer puesto y, antes de la crisis, oscilaba entre los puestos 5, 6 y 7.

Más datos: el llamado ratio 80/20 establece una relación entre el 20% de la población que más y el 20% que menos ingresa, de tal forma que los valores más altos indican más desigualdad. Aquí España bate el récord de la UE con un 7,5 mientras que Alemania tiene un 4,6 y Noruega un 3,3.

LOS RECORTES, LA CAUSA

Juan Carlos Cuevas, profesor de Sistema Político Español y Bienestar Social de la Universidad Complutense, explica que son las políticas de ajuste, los recortes, los que están matando a la clase media y aliándose con la desigualdad. "Se han centrado en reprimir las posibilidades de ascenso dentro de la pirámide social. La educación, la sanidad públicas, son mecanismos correctores. Costosos, sí, pero imprescindibles si se quiere una sociedad más justa", señala.

Cuevas avisa de que la crisis "se ha cebado" con una clase media que hasta ahora no ha reaccionado. "Pero parece estar despertando y empieza a ser consciente de que la tan manida recuperación nunca llegará a sus casas", advierte.

En este sentido, Artemio Baigorri, profesor de sociología en la Universidad de Extremadura, cree que "a muchos" les debería preocupar el empobrecimiento que están sufriendo la clases medias: "Son las que encienden las chispas de las revoluciones y las algaradas cuando se sienten atacadas en sus privilegios o cuando sienten que son empobrecidas a costa de los privilegios de otros grupos sociales".

LA CLASE MEDIA COMO MOTOR

Pero los expertos advierten de que la importancia de la clase media radica, más que en ese factor de inestabilidad, en su papel como motor y estabilizador de las economías y democracias. "El crecimiento de las clases medias siempre ha sido sinónimo de estabilidad", sentencia Obdulia Taboadela, profesora de Sociología de la Universidad de A Coruña.

En su opinión, la estabilidad económica se debe a que son esas clases medias las que "articulan el ciclo de producción y consumo, estabilidad en el mercado de trabajo" porque hacen necesaria la creación de empleos cualificados, estables y bien remunerados. "Y estabilidad política porque debido a su formación y a su posición de clase pueden ejercer control y contrapeso a las élites económicas".

Taboadela advierte de que para que todo eso sea posible y se mantenga en el tiempo ha de darse una condición indispensable que en España "ha dejado de ocurrir": "Una distribución relativamente igualitaria de la renta, con niveles de dispersión no muy altos y con una aportación mayoritaria de las rentas del trabajo respecto a la renta total del país".

POPULISMOS, INESTABILIDAD...

Los expertos consultados están convencidos de que esa pérdida de importancia de la clase media en España traerá consecuencias. José Saturnino Martínez, profesor de Sociología en la Universidad de La Laguna y miembro de la Fundación Alternativas, señala que los auges de populismo que está habiendo en algunos países están relacionados con los aumentos de la desigualdad.

"De hecho, el Parlamento Europeo que salga de las próximas elecciones será un parlamento con más partidos populistas y tendrá que ver con esto", advierte. Añade que cuando aumenta mucho la desigualdad de ingresos se corre el riesgo de generar más inestabilidad financiera y señala que en países como en EEUU los niveles de desigualdad eran muy altos antes del inicio de la crisis. "Digamos que la poca gente que tiene mucha renta no sabe muy bien cómo gastarla y eso acaba generando burbujas especulativas", explica.

Teresa Cavero, responsable de investigaciones de Intermón Oxfam, recuerda las consecuencias que el adelgazamiento de las clases medias tuvo en países de América Latina y Asia: "Desde luego no sirvió para conseguir la recuperación económica, sino que provocó tensión social porque los individuos quedaron sin respaldo. Si no se da educación a la población, sale al mercado laboral en condiciones muy mermadas y se entra un círculo vicioso".

¿RECUPERACIÓN DE LAS CLASES MEDIAS?

Los expertos coinciden en que las clases medias en España tardarán mucho tiempo en recuperarse. Juan Carlos Cuevas, de la Universidad Complutense, es escéptico en cuanto a la mejora económica y social. "La recuperación se asienta en la radicalización del proceso dual: ricos más ricos, pobres más pobres", lamenta.

Por eso, asegura que la clase media es una "especie en extinción" salvo que "haya un profundo cambio en las políticas económicas que apueste de verdad por un modelo de I+D, respetando el medio ambiente".

Taboadela, de la Universidad de A Coruña, da su receta para que las clases medias puedan recuperarse: "Lograr contrapesar el poder de las élites económicas, limitando su capacidad de acción y regulando más estrictamente eso que llaman el poder de los mercados, que no es sino el poder de unos pocos sobre los mercados".

¿ERES CLASE MEDIA?

Sociólogos y politólogos no se ponen de acuerdo a la hora de definir la clase media. Unos aseguran que no existe, mientras que otros creen que para acotarla hay que tener en cuenta factores económicos y otros como el nivel de estudios.

"Podemos entender por clase media aquellos que no son ultra ricos y aquellos que no son muy pobres. Eso no significa nada, pero la clase media es eso, un conglomerado bastante amorfo incluso en términos de conciencia de clase", explica Juan Carlos Jiménez, profesor de Sociología de la Universidad San Pablo CEU.

Jiménez cree que la clase media se define por "unos grandes deseos de consumo y un salario lo suficientemente alto como para poder disfrutar de unas condiciones de consumo mínimamente adecuadas". ¿En cifras? No está claro, pero se suele decir que es clase media quien ingresa entre 20.000 y 60.000 euros al año. "Y ahí se puede hablar de media-baja, media, media-alta..."

TE PUEDE INTERESAR

Emilio Ontiveros: La desigualdad como amenaza

Daniel Moreno: Clase política: cuando el guardián ensancha la brecha

Txetxu Ausín: La pobreza no es una fatalidad

Carlos Cruzado: Impuestos y recortes: favorecer a los favorecidos

Joaquín Estefanía: La curva del Gran Gatsby

Informe Oxfam: 15 cifras que prueban el gran avance de la desigualdad

7 medidas que deberían tomar los Gobiernos para frenar la desigualdad

España podría llegar a tener 18 millones de pobres en 2022

APRENDE A USAR TU DINERO