TENDENCIAS
14/12/2015 07:54 CET | Actualizado 14/12/2015 07:54 CET

Este hombre encuentra a su perro después de llevar años perdido

FACEBOOK/Washington Humane Society

Hace dos años, el shih tzu de Jason Brandon desapareció sin dejar rastro. Brandon, que por aquel entonces vivía en Miami (Estados Unidos), denunció que le habían robado a su perro, el pequeño Polo. Brandon pensó que nunca volvería a ver a su querida mascota, pero, por difícil de creer que parezca, el 25 de noviembre, la víspera del día de Acción de Gracias, pasó algo que nadie esperaba: habían encontrado a Polo en Washington D.C.

Según una publicación de Facebook de la protectora de animales Washington Humane Society, Polo apareció "en una jaula cerca de un vertedero". Según la protectora, el perro mostraba signos de abandono. "Tenía el pelo completamente enmarañado y las uñas tan largas que se le doblaban hacia dentro y le impedían andar".

Afortunadamente, Polo llevaba puesto el microchip antes de su desaparición. Esto fue lo que permitió que la protectora de animales encontrara a Brandon, que actualmente vive en Nueva York.

"Es increíble", contaba Brandon, que hace poco viajó a Washington para recoger a su perro. "¡Es del tipo de cosas que solo se ven por la televisión!".

Las fotografías de su reencuentro hablan por sí solas.

The day before Thanksgiving, our HLE officers found a severely neglected Shih Tzu in a locked crate next to a dumpster....

Posté par Washington Humane Society sur samedi 5 décembre 2015

La víspera del día de Acción de Gracias, los trabajadores de la protectora encontraron a un shih tzu abandonado en una jaula cerca de un vertedero. Tenía el pelo completamente enmarañado y las uñas tan largas que se le doblaban hacia dentro y le impedían andar.

Por suerte, le habían puesto el microchip y pudimos encontrar a su dueño, Jason Brandon. Jason nos contó que le habían robado a Polo hacía dos años en Miami y que no había vuelto a saber de él… Hasta ahora. Esta mañana, Jason y Polo se han reencontrado. Tras hablar con nosotros por teléfono, Jason ha venido hasta aquí desde Nueva York, ciudad en la que reside actualmente, para llevarse a Polo a casa.

"Es increíble", exclamó Jason. "¡Es del tipo de cosas que solo se ven por la televisión!".

Este emotivo reencuentro no podría haber tenido lugar si Jason no le hubiera puesto el microchip a Polo.

Échale un vistazo al Facebook de Tendencias. ¡SÍGUENOS!

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR:

Este post fue publicado originalmente en la edición estadounidense de 'The Huffington Post' y ha sido traducido del inglés por Lara Eleno Romero