POLÍTICA
04/09/2017 22:01 CEST | Actualizado 05/09/2017 07:31 CEST

Pasa la vida: los invitados de la boda de la hija de Aznar, 15 años después

Acusados, imputados, símbolos de la corrupción...

GTRES
José María Aznar y Ana Aznar Botella

Pasa la vida... El 5 de septiembre de 2002 el Real Monasterio de El Escorial se engalanó (al más puro estilo 'grandeur' PP) para la boda del año: Ana Aznar Botella con Alejandro Agag. El llamado enlace de la "tercera infanta". Una España en pleno boom aznarista, con aires de superpotencia, que se atrevía hasta apoyar a Estados Unidos en la guerra de Irak.

Pero ese álbum de fotos tiene hoy, quince años más tarde, un significado muy diferente. Muchos de los brillantes personajes de la época están hoy entre barrotes, imputados, investigados. Bailaron con los novios algunos de los hoy símbolos de la corrupción española como el empresario Francisco Correa (cabecilla de la trama Gürtel) y su socio 'El Bigotes'.

Y se mezclaban mandatarios internacionales (hoy cuestionados) como Silvio Berlusconi y Tony Blair con personajes como Luis Bárcenas, el tesorero que a la vez se llevaba millones de euros a Suiza. No faltó nadie de la órbita de Aznar, como el entonces presidente de Caja Madrid, Miguel Blesa, que se suicidó hace apenas dos meses en mitad de un torbellino judicial y simbolizando el lado más oscuro de nuestra economía.

Los amigos de los novios eran todo sonrisas ese día (y con resaca de la despedida de solteros en la discoteca Gabana). Hoy se le ha borrado a Alberto López Viejo, el exconsejero madrileño que se sienta como acusado en el juicio del caso Gürtel. Por no hablar de Jaume Matas, imputado en numerosos casos de corrupción.

España ha cambiado mucho desde entonces. Incluso muchos de aquellos personajes fotografiados hasta la saciedad aquel día han fallecido: Rita Barberá, Manuel Fraga, Miguel Boyer y José Manuel Lara. Y también ha muerto el amor entre muchas de las parejas que brindaban por Alejandro y Ana, como el del entonces director de El Mundo, Pedro J. Ramírez, y la diseñadora Agatha Ruiz de la Prada o el de la modelo Nieves Álvarez y el fotógrafo Marco Severini. Sin olvidarnos del desastre político y emocional de Ana Mato y Jesús Sepúlveda (con Jaguar incluido).

15 años ya. Ni los reyes son los reyes. Por El Escorial también pasaron Juan Carlos I y Sofía de Grecia, que hoy ya son actores secundarios en la Corona y cuyo amor es una postal 'vintage' del Hola. Aquellos días de vino y rosas se acabaron para muchos. Esa boda parece casi una maldición para los invitados. Hoy ya no brillan ni Francisco Camps ni Ángel Acebes ni Eduardo Zaplana. Suma y sigue. Ni Esperanza Aguirre ni Federico Trillo. Y hasta el propio padrino, José María Aznar, ya no tiene ni cargo en el PP. Desde luego, a los que mejor les ha ido ha sido a los novios, a los que la vida y los negocios sonríen.

Pasa la vida, tus ilusiones y tus bellos sueños, todo se olvida...

ESPACIO ECO