POLÍTICA
26/09/2018 12:19 CEST | Actualizado 26/09/2018 13:13 CEST

Dolores Delgado: "No voy a dimitir, nadie nos va a chantajear"

La ministra de Justicia se defiende durante el Pleno del Congreso.

REUTERS
Dolores Delgado

"No voy a dimitir". La ministra de Justicia, Dolores Delgado, se ha defendido esta mañana en el Congreso de los Diputados ante el ataque a lo largo del Pleno de los dirigentes del Partido Popular por su grabaciones durante una comida con el comisario José Manuel Villarejo. Y ha advertido: "Ni este Gobierno ni esta ministra van a aceptar el chantaje de nadie".

La ministra ha vivido una intensa jornada con varias preguntas y una interpelación en la Cámara Baja, en la que los populares están pidiendo su dimisión. Todo esto ha llegado un día después de que se desvelara, a través de la web moncloa.com, unos audios de 2009 en los que llamaba "maricón" a su hoy compañero de Ejecutivo y ministro de Interior, Fernando Grande-Marlaska. En el 'martes negro' también el Senado reprobó su actuación y Podemos pidió que dejara la vida política.

Delgado ha rechazado dimitir durante la interpelación de la diputada del PP María Jesús Bonilla y ha defendido su labor al frente del Palacio de Parcent criticando la "parálisis" con el Gobierno del Partido Popular. Ahora su departamento, ha aseverado, es un "tren en alta velocidad".

"Estamos trabajando por España", ha recalcado Delgado.

La ministra había contestado a primera hora de la mañana varias preguntas del PP pero no se había referido directamente a la polémica. Los populares habían exigido su cese a través del portavoz adjunto, Rafael Hernando, que la ha acusado de ser una "zombi" política y de "mancillar" las Cortes. Más tarde, la diputada popular Bonilla la ha acusado de "turbias" dudas sobre su persona. "Haga un último servicio a la Justicia, a los españoles, y dimita", ha agregado.

GTRES

Gritos del PP, ovación del PSOE

Todo ello iba acompañado con gritos de "dimisión" desde la bancada popular. La presidenta del Congreso, Ana Pastor, ha llamado al orden a los diputados y ha regañado a la exministra Celia Villalobos.

"Soy ministra de este Gobierno y es un orgullo enorme", ha contestado la ministra. Además, ha recordado que ha solicitado comparecer en el Congreso para explicar "otras cuestiones que tienen más que ver con aspectos de comunicación que con otros temas".

"Hablaremos y hablaré", ha añadido Delgado. Y ha repetido: "A este Gobierno que trabaja por los ciudadanos y a esta ministra nadie nos va a chantajear". Esto ha provocado un sonoro aplauso de los diputados del PSOE, que la han ovacionado y se han puesto en pie.

La ministra Delgado ya dijo ayer que todo se trataba de una operación de Villarejo, detenido en la cárcel y un policía que se movía en las cloacas del Estado, para atacar al Gobierno de Pedro Sánchez.

TERRITORIO PARADORES