POLÍTICA
31/05/2021 07:05 CEST

Casado ‘okupa’ la calle

El PP se lanza, con las encuestas al alza, a ganar votos con los indultos, los impuestos y el agua.

Emilio Naranjo / EFE
Pablo Casado

La lectura que hicieron en Génova 13 la noche del 4 de mayo era que había un cambio de tendencia. Y pasadas las semanas se reafirman y empiezan a creerse que pueden llegar a La Moncloa. Pablo Casado y los suyos reciben estos días con satisfacción las encuestas que llegan y se preparan para una oposición dura y asfixiante contra Pedro Sánchez. Con mucho ruido a pie de calle.

Los populares entienden que su tendencia va al alza y que los dos años que quedan para las elecciones no van a ser la travesía por el desierto que se vaticinaba tras las catalanas. De hecho, durante estas semanas se ha revertido esa actitud recelosa de algunos de los barones, que ahora sí ven que Pablo Casado pueda tener posibilidades en 2023 para atravesar La Moncloa.

Los sondeos dan esperanza en la sede del Partido Popular. Por ejemplo, en la encuesta publicada la semana pasada por 20 minutos y elaborada por DYM, el PP lograría vencer, con 121-126 escaños, por delante del PSOE (99-103). La suma de los de Pablo Casado con los de Santiago Abascal (53-57) llevaría a la mayoría absoluta. Esto se explica por una altísima movilización del electorado de derechas (cercano al 80%) frente a unos votantes de izquierdas menos animados (apenas superarían el 60%). Y, además, los populares lograrían atraer al 33% del electorado de Cs.

Europa Press News via Getty Images
Pablo Casado

Casado piensa en cómo desgastar a Sánchez, tras intentarlo con la crisis de Ceuta en las últimas semanas. Y el objetivo es claro: lucha contra los posibles indultos a los presos independentistas. El Partido Popular tiene preparada una gran ofensiva por este tema, entendiendo que puede captar a mucho votante moderado y desencantado del PSOE. El PP vuelve a la calle, junto a Vox, para protagonizar una gran manifestación el próximo 13 de junio en Colón, organizada por Rosa Díez contra la medida de gracia. Aunque en un primer momento hubo dudas, al final Génova 13 repetirá esa foto junto con los de Santiago Abascal. Ciudadanos también ha anunciado que se suma.

Los indultos se han convertido en un asunto muy complicado para el presidente del Gobierno. La decisión se tomará previsiblemente durante el verano en el Consejo de Ministros, con Sánchez dispuesto a concederlos (“tiempo de concordia”) pero con el informe en contra tanto del Tribunal Supremo como de la Fiscalía. Se trata de una decisión muy delicada porque muchas voces internas del PSOE están advirtiendo de que esto puede costar muchos votos por la parte central.

Además, Casado ha dado la orden de presentar mociones contra la medida de gracia en los más de ocho mil ayuntamientos de España y hará una masiva recogida de firmas. A pesar de que creyera que fue un desastre la estrategia de Mariano Rajoy en Cataluña, le copia la misma línea que siguió a la recogida de firmas contra el Estatut, que desembocó luego en un recurso y en la sensación de agravio que fomentó el procés. Los populares quieren liderar un tema tan sensible para la derecha, pero también para electores de centro, que además le puede servir para concentrar al voto de derechas en la operación que tienen desplegada para comerse a Cs y contener a Vox.

NurPhoto via Getty Images
Pablo Casado

Esa estrategia de pelear contra Sánchez en las calles no se va a quedar sólo en esta nueva foto de Colón, sino que también se va a sumar a otro tipo de concentraciones como contra los impuestos. Quieren hacer de la crisis económica el otro gran terreno para atraer a votantes a la estela de lo que hizo Ayuso durante la campaña madrileña. Y en los últimos días se han reavivado también las protestas del “agua para todos”, como las de hace décadas. Los populares quieren recuperar también una llama que le otorgó muchos votos en zonas como la Comunidad Valenciana, Murcia y Almería, con especial interés para Teodoro García Egea.

Un movimiento muy importante para el PP en los próximos meses es lo que suceda en Andalucía. El Gobierno autonómico, del Partido Popular y Cs, está asediado por Vox, que ya ha hecho caer una de las leyes estrella. Ahora en verano no se pueden convocar elecciones, pero Juanma Moreno puede jugar la carta y poner urnas en otoño con el objetivo de ‘ayusizarse’: una gran victoria, desaparición de Cs y cercar a Vox con un PSOE con el pie cambiado. Para los populares supondría otro paso más en su estrategia de cambio de tendencia. Casado okupa ya la calle.

Photo gallery El 'show' de una senadora del PP al preguntar por los indultos See Gallery

DE EXPERTO A EXPERTO