Defensa cesa al capitán jefe de la unidad que recibió una bendición en el Valle de los Caídos

E inicia una investigación con el objeto de esclarecer los hechos.
|

El Ejército de Tierra ha cesado al capitán jefe de la unidad que participó en un acto religioso en el Valle de los Caídos y le ha abierto un expediente que se resolverá en 48 horas tras iniciar una investigación con el objeto de depurar responsabilidades y esclarecer los hechos, según han informado a Europa Press fuentes oficiales de la rama terrestre de las Fuerzas Armadas.

Se trata de una unidad militar del Batallón Ligero Protegido ‘Uad-Ras II’, miembros del Regimiento de Infantería ‘Asturias’ 31 (RI 31), una unidad encuadrada en la Brigada de Infantería ‘Guadarrama XII’, ubicados en la base militar de ‘El Goloso’, en Colmenar Viejo (Madrid).

En un vídeo, se puede ver a miembros de la unidad bendiciendo el banderín de la compañía. Fuentes del Ejército de Tierra han explicado que se trata de una actividad “no autorizada” que fue realizada durante una marcha programada, por lo que se procedió a abrir una investigación para esclarecer los acontecimientos y depurar responsabilidades.

Según la asociación Ciudadanos de Uniforme, el capitán de la compañía había anulado todos los permisos autorizados y denegado la concesión de nuevos a pesar de que no tiene potestad para ello.

La compañía Uad Ras II/31 del Ejército español se presentó el pasado 26 de mayo en el Valle de los Caídos para ser bendecida por orden de su capitán.
La compañía Uad Ras II/31 del Ejército español se presentó el pasado 26 de mayo en el Valle de los Caídos para ser bendecida por orden de su capitán.
Cadena SER

Margarita Robles, en el foco

En este contexto, Esquerra Republicana y Más País presentaron sendas iniciativas en el Congreso pidiendo explicaciones al Ministerio de Defensa por la participación de una unidad del Ejército de Tierra en un acto religioso en el Valle de los Caídos para bendecir la bandera de la compañía. También Unidas Podemos, socio minoritario del Gobierno, y Bildu, consideran que este asunto exige que la ministra Margarita Robles aclare los hechos.

EH-Bildu ya ha anunciado que va a preguntar a la ministra de Defensa, Margarita Robles, sobre estos hechos. “Si le preguntas a la ministra de Defensa sobre estas cosas fachas se pone como una hidra. Pues se va a volver a poner”, han escrito en su cuenta de Twitter.

A estas críticas se ha sumado ERC, que presentado una batería de preguntas en el Congreso para que el Gobierno aclare la actuación del capitán que, según recuerda este grupo parlamentario, ya en 2020 hizo bendecir el banderín de su compañía por el cura de la Academia General Militar.

El diputado Gerard Álvarez, que firma la iniciativa, pregunta qué actuaciones va a llevar a cabo el Gobierno para “evitar prácticas de los cuerpos de seguridad públicos en espacios de índole fascista” y “si a pesar de este episodio, sigue negando que haya vinculación de las fuerzas armadas españolas con el fascismo”.

Mientras, el diputado de Más País Íñigo Errejón también ha registrado preguntas para su respuesta por escrito ante un hecho de “una enorme gravedad, porque implica la autonomía de una parte de las fuerzas militares que no acatan los mandatos constitucionales ni las normas democráticas, así como su propio reglamento, para dar cuenta de un acto de fe a la dictadura franquista”.

Errejón quiere saber qué investigación va a realizar el Ministerio de Defensa, las sanciones a esas personas y las medidas que va a tomar el Gobierno “para prevenir posibles futuras acciones de este tipo, que minan la matriz democrática de nuestro país”.

Por su parte, el Colectivo de Firmantes del Manifiesto Contra el Franquismo en las Fuerzas Armadas y la Guardia Civil y la Asociación por la Memoria Militar Democrática han emitido un comunicado en el que “deploran profundamente” estos hechos y piden que se depuren responsabilidades.