Marlaska no dimite y reitera que no hubo muertos en suelo español durante el asalto a la valla

Marlaska no dimite y reitera que no hubo muertos en suelo español durante el asalto a la valla

El ministro acusa al PP de atribuir a la Guardia Civil "varios delitos" y ofrece amparo legal a los agentes si emprenden acciones legales contra González Pons

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska
El ministro del Interior, Fernando Grande-MarlaskaEuropa Press News via Getty Images

Marlaska no dimite. El ministro del Interior se ha negado este miércoles a asumir responsabilidades por el trágico asalto a la valla de Melilla ocurrido el pasado 24 de junio después de las nuevas informaciones publicadas que hablan de al menos un fallecido en territorio español.

En su nueva comparecencia en el Congreso de los Diputados, el titular de Interior ha desarrollado el mismo relato que previamente ya había expuesto semanas antes sobre lo acontecido aquella mañana en la frontera, un suceso que dejó al menos 23 muertos y múltiples denuncias de ‘devoluciones en caliente’.

Marlaska ha comenzado su intervención dando el “pésame por las pérdidas de vidas humanas” y solidarizándose con “los familiares de los fallecidos”, pero también “con los agentes de las fuerzas de seguridad marroquíes y con los 55 guardias civiles de Melilla que resultaron agredidos en el asalto”.

El ministro ha vuelto a insistir que el suceso tuvo un “origen violento” por parte de los migrantes que “forzaron el perímetro fronterizo” y que la Guardia Civil repelió esta “entrada irregular” actuando de una “forma más que proporcionada”.

“Están atribuyendo a la Guardia Civil varios delitos”

Negando las nuevas informaciones publicadas, Marlaska ha asegurado que los hechos ocurrieron “mayoritariamente” fuera de nuestro territorio y que no hubo muertos en suelo español. Tampoco que se desatendiera a heridos. “No tuvimos que lamentar ningún hecho trágico en territorio español. Lo dije y lo reitero: estamos hablando de unos hechos trágicos que suceden fuera de nuestro país. No hubo ninguna pérdida de vida humana en el territorio nacional”, ha destacado el titular de Interior. En su opinión, la versión de los hechos “no va a cambiar por más comparecencias que haga o se intente manipular con conjeturas”.

En este sentido, Marlaska ha afeado al PP las críticas vertidas contra el ministro y ha acusado a la oposición de atribuir a la Guardia Civil “varios delitos de una extraordinaria gravedad”. “No puede tolerar de forma alguna informaciones falsas o conjeturas que queden sin ninguna conclusión. Y eso no que es Interior se ponga detrás de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado”, ha dicho. Por este motivo,  su departamento dará amparo legal a la Guardia Civil si alguno de sus miembros decide emprender acciones legales contra Esteban González Pons, que dijo que se habían ocultado “muertos y heridos en territorio español” y que no se había auxiliado a los heridos.

Marlaska ha asegurado que el Gobierno ha realizado un importante “ejercicio de transparencia” sobre este caso, y ha recordado que ha comparecido dos veces en la Cámara, ha respondido a cinco preguntas orales en el Congreso y en el Senado y puso a disposición de los partidos las imágenes grabadas de aquella mañana, “pero sus señorías no llegaron a visionar ni un tercio de ellas”.

Vox: “Y si hubo muertos en suelo español, ¿qué?”

Pero la oposición no ha quedado satisfecha con estas nuevas explicaciones. La portavoz de Interior del Grupo Popular, Ana Vázquez, ha tildado a Marlaska de “mentiroso” y “miserable” por ocultar lo que ocurrió en la valla de Melilla aquella mañana y le ha afeado usar a la Guardia Civil para su defensa.  “Usted se ampara en un guardia civil para someterlo a los ataques de Bildu y Esquerra, y usted esconderse. Deje en paz a la Guardia Civil”, le ha dicho.

Por su parte, Javier Ortega Smith (Vox) ha subrayado el carácter “violento” de un asalto “masivo y coordinado” y ha alabado la “respuesta de nuestros agentes” frente a una “avalancha brutal de 2.500 personas”. De hecho, a Vox no le importa que murieran migrantes en suelo español. ”¿Y si los había qué? ¿Somos responsables los que sufrimos un asalto si en él mueren personas violentas? ¿Si los agentes por salvar su vida hacen uso legítimo de la fuerza?”, ha preguntado Ortega Smith ante los aplausos de su bancada.

De hecho, el dirigente de Vox asegura que “algunos muertos resucitaron”. “Se hacían los desmayados y, ¡oh sorpresa!, al menor descuido se levantaban y salían corriendo hacia el CETI. Esos son los muertos que había en nuestro territorio”, ha señalado.

Unidas Podemos, su socio de Gobierno, no ha pedido la dimisión del ministro, aunque el diputado Enrique Santiago ha señalado que “queda claro” que al menos hubo un migrante fallecido en suelo español y ha exigido que se lleven a cabo las reformas legales necesarias “para que las personas no tengan que saltar las vallas” y puedan pedir protección internacional en las oficinas diplomáticas o en los puestos fronterizos.