ECONOMÍA
24/10/2019 09:17 CEST | Actualizado 24/10/2019 09:29 CEST

El paro apenas baja en el tercer trimestre en 16.200 desempleados, el peor dato desde 2012

Los hogares con todos sus miembros en paro vuelve a superar el millón

Marcelo del Pozo / Reuters
Una camarera, trabajando en un restaurante de Sevilla. 

La desaceleración ya está aquí, aunque alguno todavía haga como que no ve el elefante en la habitación. El tercer trimestre del año ha mostrado un saldo positivo en el mercado laboral: ha bajado el paro y ha subido el empleo, pero mucho menos que, por ejemplo, el año anterior.

Entre julio y septiembre el número de desempleados apenas bajó en 16.200 personas, quedó en 3,2 millones, según la encuesta de población activa, divulgada este jueves por el Instituto Nacional de Estadística (INE). Es la peor cifra desde 2012, cuando en plena recesión creó el paro. Con estas cifras, la tasa de paro queda en el 13,9%. 

El empleo, por su parte, también se frenó. Aumentó el número de ocupados en 69.400 personas y elevó el número total en 19,87 millones. 

Además, los hogares con todos sus miembros en paro vuelve a superar el millón en nuestro país. 

El trimestre correspondiente al verano suele ser bueno para el mercado laboral, aunque no tanto como lo suele ser el precedente. Las contrataciones hechas en los tres meses anteriores se mantienen, incluso crecen algo. La temporada turística y las campañas agrícolas estimulan el empleo. No obstante, ya al acabar agosto muchos de los contratos temporales en hostelería y servicios no se renuevan, algo que también sucede en septiembre.

A pesar de que el tercer trimestre del año suele ser bueno, en 2019 la desaceleración económica se ha notado. La afiliación a la Seguridad Social ha apuntado, incluso, a la caída de empleo de un trimestre a otro, algo atípico. En cambio, las previsiones de varios analistas apuntaban a una ligera caída del paro y una subida del empleo.

ESPECIAL PUBLICIDAD