INTERNACIONAL
19/06/2012 23:43 CEST | Actualizado 19/08/2012 11:12 CEST

Hosni Mubarak, entre la vida y la muerte un año después de la Primavera Árabe

REUTERS

El expresidente egipcio Hosni Mubarak se encuentra en coma desde la noche del martes tras sufrir una trombosis, informaron este miércoles a Efe fuentes médicas que lo acompañaron en su traslado desde el hospital de la cárcel cairota de Tora a un centro sanitario del Ejército.

En un primer momento, algunas fuentes afirmaron que se encontraba clínicamente muerto, pero luego se desmintió la noticia.

Según los médicos, Mubarak se encuentra en coma porque todavía no han conseguido disolver el coágulo que tiene en el cerebro, y no descartaron que pueda ser operado en cualquier momento para extirparle el trombo.

El exmandatario cumple condena de cadena perpetua por la muerte de más de 800 manifestantes durante las protestas que le echaron del poder, en febrero de 2011.

Su salud se agrava dos días después de que los egipcios votaran en la segunda ronda de las elecciones presidenciales para elegir al que va a ser el primer presidente del país elegido en unos comicios democráticos.

ESPACIO ECO