POLÍTICA
21/05/2013 21:05 CEST | Actualizado 21/05/2013 22:46 CEST

Aznar: "Nunca cobré sobresueldos. Rotundamente no"

EFE

El expresidente del Gobierno, José María Aznar, ve "normal" el regalo que Francisco Correa, cabecilla de la trama Gürtel, hizo a su hija por su boda con Alejandro Agag, celebrada en septiembre de 2002 en el Monasterio de San Lorenzo de El Escorial, tal y como publica este martes El País.

"Me parece bastante normal que los invitados hagan regalos. No tiene nada anormal que tengan que ver con la actividad que desarrollan", ha asegurado Aznar durante una entrevista concedida a Antena 3.

Y ha aprovechado la oportunidad para burlarse de la información, ponerla en cuestión y disparar al mensajero. Primero, afirmando que "es una noticia, diez años y medio después, de una gran envergadura" y que es "lo que más interesa a los españoles". Después, preguntándose lo siguiente: "¿Cómo se puede decir que se han recibido regalos de una trama criminal y delictiva?". Y, por último, acusando a El País y a su empresa editora de haber querido "impedir que gobernara".

"NO COBRÉ SOBRESUELDOS"

También ha negado haber cobrado sobresueldos, pese a que varios diputados y exdiputados del PP han asegurado en las últimas semanas que él mismo tenía conocimiento de los sobres y de la contabilidad B que llevaba el extesorero Luis Bárcenas.

"Rotundamente no. Sólo percibí lo que me correspondía como presidente del Gobierno. Ni devengué, ni percibí ninguna otra retribución. Nunca", ha asegurado. Aznar dice que pagó por vivir en La Moncloa y que sus únicas retribuciones eran las de diputado y las de presidente del PP. "No he tenido ni he conocido retribución alguna", ha añadido.

Además, asegura que puede explicar "desde la primera peseta hasta la última" y que "los únicos sobres" que ha "conocido" era un dinero (300.000 pesetas) que había en una "caja" a "libre disposición" del PP y que "eso se terminó desde el primer día en que llegué a La Moncloa".

El expresidente dice que no tendría problema en explicar su Renta y su patrimonio, pero que no presentará su declaración porque es "confidencial". También ha rechazado que el PP esté siendo chantajeado por Luis Bárcenas: "Es un partido que ha hecho las cosas bien y ha hecho unos ejercicio de transparencias considerables".

PUERTA ABIERTA A REGRESAR

¿Y volvería Aznar a la política? Ni sí ni no. El expresidente ha dejado, una vez más, entreabierta la posibilidad de un regreso como candidato a presidir España. "Nunca he rehuído mi responsabilidad. Cumpliré con mi responsabilidad, con mi conciencia, con mi partido y con mi país con todas las consecuencias". Y punto, no ha querido decir nada más.

Sobre la situación económica, Aznar cree que en estos momentos sería necesario bajar los impuestos y acometer una reforma fiscal. "No estoy acusando al Gobierno de nada ni reprochándole nada, estoy defendiendo lo que yo haría de tener el Gobierno en mis manos, mis criterios y mis ideas".

Cómo no, ha aprovechado la ocasión para cargar contra el PSOE, partido al que ve "desapareciendo" y del que cree que terminará "condenado a diluirse en partidos regionales" si no regresa a postulados nacionales.

Y sobre un posible estallido social en la actual situación de crisis, Aznar espera que nadie lo provoque "y que nadie justifique actitudes que no son aceptables", en clara referencia a los escraches.

ESPACIO ECO